Ir a contenido

AEROPUERTO

Los vigilantes de El Prat amenazan con otra huelga en octubre

Los trabajadores denuncian que las condiciones laborales han empeorado desde que se dictó el laudo

Manuel Vilaseró / Madrid

Uno de los controles del aeropuerto de El Prat, el pasado agosto.

Uno de los controles del aeropuerto de El Prat, el pasado agosto. / ELISENDA PONS

El conflicto de los vigilantes del aeropuerto de El Prat aún tiene que dar los últimos coletazos. La asamblea de los trabajadores de Eulen ha acordado este lunes desconvocar la huelga prevista para el próximo viernes para protestar contra las represalias de la empresa, pero al mismo tiempo ha decidido convocar nuevos paros a partir del 6 de octubre. Estos serían para denunciar el empeoramiento de sus condiciones laborales tras el laudo dictado por el Gobierno.

El asesor del comité de huelga, Juan Carlos Giménez, ha denunciado, por ejemplo, que las mujeres siguen teniendo problemas para poder ir al baño o para hacer pausas para comer algo durante su turno. La cuestión es que no se está incorporando el quinto vigilante por hilo a que obliga el laudo porque Eulen no dispone de suficientes trabajadores para llevarlo a cabo.

A esto hay que sumarle la "presión" que reciben los vigilantes por parte de los "mandos intermedios" de Eulen en El Prat, que utilizan a la Guardia Civil para ejercer un mayor control sobre los trabajadores.

Denuncia por ir al baño

"Ha pasado que cuando una persona que no podía más ha dejado su puesto para ir al baño, una responsable de Eulen le ha dicho a la Guardia Civil que le denuncie por abandono del puesto de trabajo", ha asegurado Giménez, que ha tachado de "inhumano" el trato que reciben los vigilantes.

La asamblea, a la que han asistido 115 trabajadores, ha rechazado por unanimidad el laudo impuesto por el Ejecutivo contra el que ya han presentado un recurso ante el Tribunal Supremo en el que sostienen que vulnera el derecho constitucional a la huelga. El laudo les obligaba también a desconvocar la huelga del día 8, al ir esta contra unos despidos y expedientes que ya se han anulado.

Giménez ha confiado en que el mes que falta hasta la fecha señalada para la nueva huelga pueda servir para llegar a un acuerdo con Eulen, y también ha pedido que en las próximas negociaciones Aena vuelva a sentarse a la mesa de negociación. El asesor ha reprochado al gestor aeroportuario que haya salido "de rositas gracias al Estado", y ha exigido que adquiera el compromiso de respetar las mejoras que incluye el convenio en futuras licitaciones.

0 Comentarios
cargando