Ir a contenido

Sin colas en la segunda jornada de huelga de vigilantes del aeropuerto de El Prat

La directora del aeropuerto pide que no se adelante la hora de llegada para evitar aglomeraciones

Entrada al control de seguridad del aeropuerto de El Prat, este martes.

Entrada al control de seguridad del aeropuerto de El Prat, este martes. / Acn / Elisenda Rosanas

El segundo día de huelga total e indefinida del personal de la empresa Eulen encargado de realizar los controles de seguridad en el aeropuerto de El Prat se desarrolla sin aglomeraciones en las entradas de los controles. La Guardia Civil continúa realizando las tareas de vigilancia y control de pasaportes y los servicios mínimos son del 90%, informa ACN.

La presencia de los agentes es este martes menos visible que el lunes, el primer día que asumió las tareas. Según la directora del aeropuerto, Sonia Corrochano, el refuerzo de la Guardia Civil "ha facilitado que vuelva la normalidad" al aeropuerto, ya que ha garantizado que los vigilantes realicen su trabajo de forma correcta y en el tiempo habitual.

En una entrevista en Catalunya Ràdio, la directora del aeropuerto ha señalado que el dispositivo puesto en marcha desde este lunes hace presagiar que "la normalidad predominará el resto del verano" en el aeropuerto.

Presencia habitual

Corrochano ha recordado que la Guardia Civil está siempre presente en esos controles de seguridad, y que ahora su presencia se ha reforzado "para garantizar que el trabajo se hace de forma correcta y en los tiempos de proceso normales, que ha sido la problemática que ha causado las colas, y para garantizar también que la circulación de los pasajeros sea la normal". "No es cierto que los vigilantes cobren 900 euros", sino que con "complementos diversos llegan fácilmente a los 1.200 o 1.300 euros mensuales", aseguró.

Corrochano ha pedido a los viajeros que no adelanten la hora de llegada al aeropuerto por temor a las colas. "Quiero transmitir a los pasajeros que ahora tenemos una situación de normalidad y pedirles que lleguen a la hora en que se abren los mostradores de facturación", ha señalado Corrochano, que ha asegurado que durante esta mañana las colas son de entre 10 y 20 minutos, un tiempo "más que razonable" y que se sitúa "dentro de los estándares europeos", ha dicho.

A la espera del laudo

La responsable del aeropuerto ha destacado asimismo la rapidez del proceso para activar el laudo obligatorio, que este miércoles abordará un Consejo de Ministros extraordinario y que se ha hecho, a su entender, "en un tiempo razonable desde que se iniciaron las conversaciones". 

El presidente de Aena, José Manuel Vargas, por su parte, en una entrevista en la cadena COPE, ha afirmado que no existe "ningún tipo de discriminación" en los recursos con los que está dotado el aeropuerto de Barcelona, ya que los medios disponibles se distribuyen "en función de las necesidades" para que todos los aeropuertos "presten los servicios adecuados".

El tránsito de pasajeros este martes es el habitual, con momentos puntuales en los que las esperas máximas llegan a los 20 minutos. Tampoco han habido colas de madrugada.

Este 15 de agosto están programadas las salidas de 474 vuelos desde el aeropuerto de Barcelona, por el que pasarán unos 87.900 pasajeros.