Ir a contenido

medidas excepcionales

Madrid estudia prohibir este miércoles la circulación de la mitad de los coches

Sería la primera vez que se aplica esa medida restrictiva al uso de vehículos en España por la elevada contaminación

Varias estaciones de control han detectado niveles de dióxido de nitrógeno superiores a los 200 microgramos

El Ayuntamiento de Madrid sopesa prohibir la circulación de la mitad de los coches a partir de este miércoles como consecuencia de los elevados niveles de contaminación alcanzados en la capital. Sería la primera vez que se toma en España esta drástica medida, que supone retirar de la circulación el 50% de los vehículos según su matrícula, pares e impares. Madrid mantiene activado el protocolo de medidas por alta contaminación de dióxido de nitrógeno (NO2) en la capital al sobrepasarse la noche del lunes los 200 microgramos en varias estaciones de medición ambiental. Por motivos excepcionales no se ha aplicado este martes la prohibición de circular al 50% de los vehículos en el centro de la ciudad. De aplicarse este miércoles, día 2, podrían circular solo los vehículos con matrícula par. 

El Consistorio explicó que, aunque se dan las condiciones para aplicara ya las medidas restrictivas a la circulación se ha decidido posponerlas ante la coincidencia con el regreso del puente de Todos los Santos.

La limitación, de seguir produciéndose esta combinación de factores adversa para la calidad del aire, se aplicaría también el jueves en las vías de circunvalación de la capital, que desde el sábado tienen limitada temporalmente la velocidad de 90 km/h a 70 km/h por el mismo motivo. A estas medidas se sumaría la imposibilidad de aparcar en las zonas de Servicio de Estacionamiento Regulado (SER) controladas por parquímetros mientras éstos están activos, de 9.00 a 21.00 horas.

PROHIBICIÓN TOTAL

El protocolo de actuación aprobado por el Ayuntamiento de Madrid prevé que en situaciones "persistentes" pueda llegar a prohibirse hasta el 100% de la circulación.

La última decisión sobre si se prohíbe o no la circulación del 50% de los vehículos se tomará a última hora de este martes. La inversión térmica provoca que sea a última hora del día cuando las emisiones del tráfico rodado de toda la jornada se acumulan en las capas bajas de la atmósfera, que son las que se respiran. En ese momento los detectores muestran la gravedad de la situación.

TRANSPORTE PÚBLICO

La posible limitación de la circulación a la mitad del parque móvil no afectaría al transporte público colectivo, bicicletas, vehículos de personas con movilidad reducida con la autorización especial correspondiente, de alta ocupación (tres personas como mínimo), modelos cero emisiones, híbridos o coches propulsados con gas licuado de petróleo o gas natural comprimido, ni a los servicios de emergencias. También estarían exentos motocicletas, triciclos y ciclomotores, camiones de distribución de mercancías y de mudanzas, grúas y coches de autoescuelas, entre otros.

La Policía local será la responsable de supervisar la aplicación de la normativa en caso de aplicarse en los accesos a la capital y en puntos neurálgicos del centro. Paralelamente se prevé incrementar el servicio de metro y autobuses.