Ir a contenido

la exploración del espacio

Astrónomos norteamericanos detectan agua en un enorme asteroide metálico

Estos bólidos son fundamentales para estudiar cómo se formaron los planetas

Los astrónomos descubren agua en la superficie del asteroide metálico más grande del sistema solar, denominado 16 Psyque.  / EUROPA PRESS

Un grupo de astrónomos norteamericanos ha descubierto posible evidencia de la presencia de agua en la superficie del asteroide metálico más grande en el sistema solar. Denominado ‘16 Psyque’, el bólido es uno de los más grandes del cinturón de asteroides, mide 300 kilómetros de diámetro y está formado por metal de níquel-hierro casi puro. Se cree que el núcleo es un embrión planetario que fue destruido por impactos hace miles de millones de años.

Las observaciones anteriores de ‘Psyque’ no habían mostrado ninguna evidencia de agua en su superficie. Pero en un artículo publicado en ‘The Astronomical Journal’, Vishnu Reddy, profesor asistente en el Laboratorio Lunar y Planetario de la Universidad de Arizona (EEUU), sostiene que las nuevas observaciones del Infrared Telescope Facility de la NASA muestran evidencia de compuestos volátiles en la superfice del asteroide, tales como agua o hidroxilo, un radical libre constituido por un átomo de hidrógeno unido a un átomo de oxígeno.

EL DETERGENTE DE LA ATMÓSFERA

En la atmósfera de la Tierra, el hidroxilo es extremadamente reactivo y ayuda a eliminar muchos compuestos químicos. Por lo tanto, también se le conoce como el "detergente de la atmósfera."

"No esperábamos que un asteroide metálico como ‘Psyque’ esté cubierto de agua y/u hidroxilo", ha dicho Reddy, segundo autor del estudio dirigido por Driss Takir del Servicio Geológico de EE.UU. "Se cree que los asteroides ricos en metal se han formado en condiciones secas sin la presencia de agua o hidroxilo, por lo que nuestras observaciones nos sorprendieron en un primer momento", ha comentado.

Los resultados son interesantes en el contexto de un proyecto de misión de 500 millones de dólares para enviar una nave espacial al ‘Psyque’. Un proyecto que en la actualidad está estudiando la NASA. Las imágenes tomadas por una nave espacial en órbita del asteroide permitiría distinguir entre el agua y el hidroxilo en la superficie.

FRAGMENTOS DEL SISTEMA SOLAR

Los asteroides son fragmentos restantes de la formación del sistema solar que hoy giran alrededor del Sol entre las órbitas de Marte y Júpiter. La mayoría de ellos se dividen en dos grandes categorías: los ricos en silicatos, y los ricos en carbono y compuestos volátiles. Los asteroides metálicos son extremadamente raros, por lo que es un laboratorio para estudiar cómo se formaron los planetas.

Mientras que la fuente de esta agua en Psyque sigue siendo un misterio, Reddy y sus colegas proponen dos mecanismos posibles para su formación. "Creemos que el agua podría haber llegado a su superficie por asteroides carbonosos que impactaron en el pasado distante", ha afirmado Reddy. 

0 Comentarios
cargando