PROYECTO SOLIDARIO

La azotea del Hospital Gregorio Marañón se convertirá en un jardín

Una fundación que ayuda a los niños enfermos de cáncer transforma en espacios de ocio las cubiertas de varios hospitales

Pacientes, padres y personal sanitario piden ayuda para el proyecto el Jardín de mi Hospi. / JUEGATERAPIA

1
Se lee en minutos

"Yo creo que todos los hospitales deberían tener un jardín como este", dice una de las pequeñas pacientes del Hopital 12 de Octubre de Madrid, que disfruta y juega en el jardín de la azotea del centro sanitario

La fundación Juegaterapia, que ayuda a los niños enfermos de cáncer a través del juego y la donación de consolas, está detrás del proyecto: ya ha construido tres jardines y el próximo será el del Gregorio Marañón. La iniciativa 'El Jardín de mi Hospi' nace por el interés y la solidaridad de ayudar a los pequeños que sufren y pasan largas estancias en los hospitales. El proyecto consiste en recuperar azoteas y transformarlas en zonas de juego al aire libre.

Noticias relacionadas

Construir un jardín en la azotea del Hospital Materno Infantil del Gregorio Marañón es el siguiente reto de Juegaterapia. 

COLABORACIÓN

El arquitecto del Gregorio Marañón, Rafael Moneo, ha apadrinado este proyecto y colaborará con los también arquitectos Paco Padilla y Juanma Nicás para realizar el jardín. El espacio, que tendrá más de 1.400 m², tendrá columpios, toboganes y hasta un laberinto; también contará con un área para manualidades, otra para ejercicios y otro para las familias