Ir a contenido

La marca blanca toca techo

Los expertos creen que en España, con una cuota del 41%, no puede crecer más

La rebaja de precios de los artículos líderes y la mejora económica frenan el sector

TERESA PÉREZ / BARCELONA

La marca blanca toca techo

RICARD FADRIQUE

Las marcas blancas se han estancado en España que, con una cuota de mercado del 41%, es el segundo país europeo tras Suiza donde este sector tiene más presencia. El país transalpino lo lidera con el 46%.

Hay tres factores, a juicio de los expertos, que han causado la atrofia. Primero, la mejora de la situación económica. Segundo, se han acortado las diferencias de precio entre las marcas blancas y las del fabricante. Y tercero, los expertos consideran que las marcas blancas han tocado techo y que ya no puede captar más consumidores. Esta situación ya se ha producido en Suiza, donde el sector está estable desde hace cinco años. Estos datos se pusieron de manifiesto en un encuentro internacional que se acaba de celebrar en la Universitat Oberta de Catalunya.

Las conocidas como marcas blancas, que el sector prefiere denominar marcas del distribuidor, surgieron en la Inglaterra de finales del siglo XIX con unas lonchas de beicon. Este fenómeno tiene, como casi todo, sus partidarios y sus detractores. Para unos lo importante es el precio; para otros, la calidad, pero lo que está claro es que todas las marcas blancas «cumplen con la legislación», puntualiza Abel Mariné, catedrático de Nutrición y Bromatología de la Universitat de Barcelona. Lo que no tiene discusión es el triunfo de estos artículos en algunas categorías. En el papel higiénico, por ejemplo, el 83% de los rollos que se venden son de marca blanca. Los jóvenes son el público más entusiasta con las marcas blancas, según datos del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

Los precios de los productos de marca blanca han ido al alza. Concretamente, los datos que baraja la Organización de Consumidores y Usuarios revelan que los precios han subido un 2,2%. La diferencia entre un producto conocido y otro del distribuidor hace unos años llegó a ser del 20% "Si la diferencia es de 0,10 céntimos el consumidor opta por la marca del fabricante y si supera el 0,40 céntimos entonces por las del distribuidor", apunta Juan Carlos Gázquez-Abad, consultor de los estudios de Economía y Empresa de la Universitat Oberta de Catalunya.

Las industrias líderes de alimentación se han lanzado a hacer promociones para abaratar los precios. Así, ofrecen dos artículos al precio de uno, o tres por dos y, también, descuentos de entre el 50% y el 70% cuando se compra la segunda unidad. Otros casos, como el de una empresa puntera de embutidos, ha sacado estuches a un euro, pero con menos cantidad de producto. Por eso, es aconsejable que el comprador compare los precios unitarios, por kilos o por litros, porque a veces lo barato sale caro.

Los comerciantes pueden elegir dos opciones para encargar una marca blanca: pedirla a un fabricante que además de la suya también haga la del distribuidor y otra opción es buscar una industria que solo elabore marcas blancas como sucede con Sovena, que suministra aceite para diversas tiendas, lo único que cambia es el nombre. Según un portavoz de Promarca, que agrupa a fabricantes de marcas líderes de alimentación, bebidas, droguería y perfumería, solo un 9% de las marcas blancas las fabrican industrias con productos líderes en el mercado.

La marca blanca no deja de ser un reclamo. Las tiendas buscan la lealtad del consumidor a su establecimiento y que a la vez que compra el artículo de marca blanca que solo encuentra en su comercio, llene la cesta de la compra. Ese es el truco.

El ránking de las marcas blancas lo lidera el papel higiénico con el 83% de las ventas. "No hay espacio para los demás", indica Gázquez-Abad. El resto, lo controlan siete u ocho firmas, que encabeza Scottex. El pan de molde (63,6%), yogurt (56%) y detergente (44%) son otros productos que triunfan con el nombre del distribuidor. En el lado opuesto están las colas, las marcas blancas con un 11% de ventas no han podido ahincar el diente a Coca-Cola y Pepsi.

0 Comentarios
cargando