24 nov 2020

Ir a contenido

¿Se necesita licencia de armas para tener una ballesta?

La legislación actual considera la ballesta un arma deportiva que requiere un permiso equivalente al de caza menor

Muchas paginas de internet orientan en la fabricación casera

El hecho de que un menor entrase este lunes en el instituto Joan Fuster de Barcelona armado con una ballesta y una navaja o machete y haya matado a un profesor despierta interrogantes. El más inmediato es saber cómo es posible en España que un menor tenga acceso a un arma de estas características. La ballesta es un arma deportiva que requiere licencia equiparable a las armas de caza menor. Está enclavada en la séptima categoría de armas según la clasificación de la Guardia Civil, lo mismo que los arcos o los fusiles de pesca submarina, pero con requerimientos más extrictos para su tenencia. Requiere una licencia, por lo que el hecho de que un menor las maneje sin supervisión de un adulto no es legal.

La ballesta es una arma impulsora, consistente en un arco montado sobre una base recta que dispara proyectiles, a menudo llamados pernos o virotes, arma que si es de tamaño importante pueden llegar a impulsar flechas equivalentes a las disparadas por los arcos. Es un arma relativamente sencilla de fabricar con elementos cotidianos. Algunos alumnos apuntan a que el arma utilizada en el instituto Joan Fuster ha sido un instrumento confeccionado con madera y bolígrafos. En internet es fácil encontrar instrucciones para su construcción.  Fuentes policiales descartan esa impresión y aseguran que la ballesta utilizada por el menor era casi profesional, aunque no han precisado si los proyectiles utilizados eran lápices o bolígrafos.

La licencia de tipo E es la necesaria para la tenencia de una ballesta. La ley de armas clasifica a las ballestas en las de sétima categoría, apartado 2. Las autorizaciones que amparan la tenencia de armas, y en concreto de una ballesta es lo que se conoce habitualmente como licencia de armas, que no se requiere para el caso de los arcos o los fusiles de pesca submarina. 

La licencia de armas de Tipo E se expide para caza menor y tiene una vigencia de cinco años, debiendo ser revisada de forma bienal y anualmente para los mayores de 60 años y 70 años respectivamente.

Pese a un marco legal claro, las ballestas se venden en algunos comercios y en internet sin exigir la existencia de una licencia legal. Los modelos más sofisticados que se utilizan en caza mayor pueden costar del orden de 500 euros. El daño que pueden hacer este tipo de armas depende más del proyectil utilizado que de su propia capacidad de impulsión. Un simple bolígrafo lanzado mediante la goma de un tirachinas es un arma mortal. Queda por saber ahora las circunstancias por la que un menor pudo disponer de un arma semejante. 

Temas Armas