LUCHA CONTRA EL CAMBIO CLIMÁTICO

La UE bajará el CO2 de los coches a 95 gramos de media en el 2020

La Eurocámara ratifica el acuerdo, que da cierto margen a los fabricantes

1
Se lee en minutos
ELISEO OLIVERAS
BRUSELAS

Los nuevos automóviles que salgan a la venta en el 2020 en la Unión Europea (UE) no podrán superar, de media por fabricante, los 95 gramos de emisiones de dióxido de carbono (CO2) por kilómetro, frente a los 130 gramos actuales. Así lo establece el nuevo reglamento aprobado ayer por el Parlamento Europeo en la votación final del texto legislativo consensuado ya con el Consejo de Ministros de la UE.

«El objetivo de los 95 gramos por kilómetro representará un ahorro de 50 millones de toneladas de emisiones de CO2 por año», aseguró el ponente de la legislación, el eurodiputado alemán del grupo popular Thomas Ulmer. La Federación de Asociaciones de Consumidores Europeas estima que la nueva norma permitirá un ahorro de carburante de 436 euros al año por coche.

Bajo la presión de Alemania, el nuevo reglamento deja un cierto margen a los fabricantes de automóviles para aplicar la nueva exigencia medioambiental de forma escalonada en el periodo 2020-2022. Las nuevas exigencias de CO2 no se aplicarán a los fabricantes que vendan menos de 1.000 coches al año en la UE.

Noticias relacionadas

Los nuevos límites de emisión solo se aplicarán al 95% de los nuevos automóviles en el primer año de entrada en vigor de la normativa y los fabricantes podrán compensar durante dos años de forma ventajosa las emisiones más contaminantes de vehículos de gran cilindrada con las bajas emisiones de los coches superecológicos.

De este modo, un coche super-ecológico que emita menos de 50 gramos de CO2 computará dos veces a la hora de calcular la media de emisiones de las marcas en el 2020, para facilitar que cumplan la media de 95 gramos. Esta ponderación excepcional se irá reduciendo de forma paulatina y en el 2023 los coches ecológicos dejarán de ofrecer esa bonificación extra y contarán como un solo automóvil.