Padres y sindicatos ven un "retroceso" en la LOMCE

La FAPAC y UGT consideran que se ha tramitado sin consenso y "de espaldas a la comunidad educativa"

1
Se lee en minutos

La Federación de Asociaciones de Padres de Alumnos de Catalunya (FAPAC) y el sindicato UGT de Catalunya han considerado este viernes un "retroceso" para el modelo de escuela pública y la inmersión la aprobación del proyecto de Ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE) en el Consejo de Ministros.

La Fapac ha rechazado el texto, tras ver innecesaria la reforma, "del todo ajena a criterios democráticos, ya que ha sido tramitada sin ningún tipo de consenso y totalmente de espaldas a la comunidad educativa". La federación ha criticado que la Lomce "no mejora el funcionamiento de la escuela pública, sino que es contrario a su espíritu, además de suponer un ataque a la inmersión lingüística.

Ante esta situación, ha llamado a todas las asociaciones de madres y padres a participar en concentraciones ante la sede de del PP en las distintas localidades catalanas.

Por su parte, la UGT ha exigido al Gobierno la retirada de una ley que acaba con la cohesión social y la igualdad de oportunidades, y supone un "retroceso sin precedentes", ha añadido. "Decimos un no rotundo a esta norma que modifica el actual sistema regulado de una forma totalmente injustificada y sin consenso", ha señalado el sindicato, que también ha destacado que atenta contra el modelo catalán de educación y las competencias propias.

Frialdad para las escuelas católicas 

Noticias relacionadas

Tampoco entre las filas conservadoras han aplaudido completamente la ley Wert. Tan solo la Confederación de Asociaciones de Padres de Alumnos (Cofapa) y la Confederación Católica de Asociaciones de Padres de Alumnos (Concapa) celebran la LOMCE porque consideran que la iniciativa cambiará el modelo actual.

Escuelas Católicas acoge "con frialdad" la aprobación del Proyecto porque cree que "no puede garantizar la resolución de los problemas del sistema educativo" y afirma que LOMCE "empeora la autonomía pedagógica y organizativa de los centros" y que "no supone avances en el régimen de conciertos educativos", entre otras críticas relativas al funcionamiento de los centros. Sin embargo, aplauden la equiparación de la religión al resto de asignaturas.

Temas

LOMCE