un drama social en aumento

El Banco de España prevé el 30% más de desahucios en el 2013

El ente supervisor remite su informe tanto a Economía como al Congreso

Los bancos son incapaces de calcular a cuántas personas protegerá la moratoria

Imágenes de un reciente desalojo en Madrid en la vivienda de Sagrario Urena, en el centro de la foto, junto a su padre.

Imágenes de un reciente desalojo en Madrid en la vivienda de Sagrario Urena, en el centro de la foto, junto a su padre. / JUAN MEDINA / REUTERS

3
Se lee en minutos
JUAN RUIZ SIERRA / GEMMA ROBLES
MADRID

El desahucio se ha convertido en una pesadilla para cientos de miles de españoles que lo han sufrido o lo pueden sufrir en breve, y en una cuestión de interés general en tiempos de crisis, según revelan los datos del CIS que se hicieron públicos ayer. A los españoles no les falla el olfato al colocar este drama social en la lista de los temas que más preocupan a la ciudadanía: en el 2013, el número de desahucios hipotecarios podría aumentar un 30% respecto a este año, según consta en un documento elaborado por el Banco de España, al que ha tenido acceso EL PERIÓDICO, que ha sido remitido a los grupos parlamentarios del Congreso y al Ministerio de Economía.

El citado informe deja en evidencia, además, que el decreto recién aprobado por el Gobierno, con el único apoyo de UPD, para tratar de frenar los desalojos en caso de extrema pobreza tampoco será muy útil para revertir la situación, a tenor de los cálculos que hacen los bancos basándose en las cifras de desahucios del año aún vigente.

Así, y aunque existe «dispersión entre entidades en relación con la proporción de casos que entrarían en la definición de colectivo vulnerable» según la nueva ley, el Banco de España distingue entre dos grupos dentro de las instituciones bancarias consultadas: el primero, que sitúa a ese colectivo entre el 3% y el 19% del total de los desalojos del 2012 (una horquilla muy amplia); y un segundo, donde estarían entidades cuyos casos «a la luz de la información recibida, pueden calificarse como extremos», dado que aseguran no tener situaciones de ese tipo o han utilizado criterios «burdos» para estimar el porcentaje, dice no sin cierta crítica en su documento el organismo supervisor.

VIVIENDAS VACÍAS / La nota que el Banco de España ha enviado al Congreso y al Gobierno ha sido elaborada con información requerida a 13 entidades bancarias, que representan en torno al 80% del sector. Además, se han tenido en cuenta para su redacción las opiniones de la Asociación Española de la Banca, la Confederación España de Cajas de Ahorro y la Asociación Hipotecaria, y se han buscado cifras en torno a los desahucios desde distintas perspectivas.

Se les interroga, por ejemplo, sobre el número de viviendas que han encontrado vacías en el 2012 a la hora de ejecutar el desahucio y, aunque se advierte de que no todos los bancos han dado información al respecto, la media, según el informe, es que en el 83% de las situaciones las casas no estaban habitadas.

Noticias relacionadas

¿Y en cuántas ocasiones se ha intentado negociar para evitar echar a alguien de su vivienda con alternativas como alquiler con o sin opción a compra, aplazamientos o entregas amistosas? «Ocho entidades informan explícitamente de que han tomado medidas adicionales en un 8% de los desahucios practicados».

BAILE DE CIFRAS / La cifra global de desahucios que maneja el Banco de España para lo que va del 2012 es de 14.368, esto es, prácticamente la misma que utiliza el Ejecutivo central. El ministro de Economía, Luis de Guindos, cifró en 16.000 el número de expulsiones de primera vivienda que se dará a lo largo de este año. No obstante, el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) sitúa en 57.000 los desalojos realizados en los seis primeros meses del año, dado que no solo tiene en cuenta el desahucio hipotecario de vivienda habitual, sino también, entre otros, de segundas residencias, oficinas y locales comerciales, así como el desahucio por impago del alquiler. Sobre la base del CGPJ, la previsión para 2013 sería aún peor. Sin embargo, el órgano de gobierno de los jueces todavía debe cumplir su promesa de detallar los distintos casos.