PARA EL 19 DE DICIEMBRE

Wert convoca una nueva reunión sobre la reforma educativa ante la falta de consenso

Rigau planta al ministro en la reunión porque la propuesta del Gobierno español le parece "inadmisible"

El Gobierno vasco se suma al rechazo del borrador de la nueva ley por "defecto de forma"

Irene Rigau explica porque pedira el retiro del proyecto de ley de la reforma educativa / ACN

3
Se lee en minutos
ANTONIO M. YAGÜE / Madrid

La conferencia sectorial convocará una nueva reunión para el 19 de diciembre para tratar de acercar posturas que este martes estaba muy distanciadas, según ha revelado la consejera de Educación andaluza, Mar Moreno. El ministro Wert ha admitido "cambios de forma" en el borrador, según ha dicho Moreno, que ha afirmado que le han "enseñado los dientes". "Por respeto institucional, esto no se hace", ha añadido la dirigente andaluza.

Pese a que Wert ha presentado una nueva alternativa, Rigau ha considerado que las intenciones del ministerio siguen siendo "inadmisibles" y que por tanto la ley es "innegociable en las condiciones actuales". Visiblemente indignada, Rigau ha dado un ultimátum a Wert y le ha anunciado que la Generalitat va a presentar una nota con los argumentos jurídicos contrarios a la ley. "O se retira el anteproyecto o no hay nada que hablar", ha dicho la titular de Ensenyament.

La 'consellera' de Ensenyament, Irene Rigau, se ha retirado de la reunión de la conferencia sectorial de Educación, en la que el ministro de Educación, José Ignacio Wert, explicaba el borrador de la ley de mejora de calidad educativa (Lomce) y que dinamita la inmersión lingüística en Catalunya. La conferencia no aprobará nada en la sesión de este martes, que continúa en marcha, y se convocará una nueva reunión para los próximos días, dada la intensidad del debate y lo enfrentado de las posiciones, según ha revelado la consejera de Educación andaluza, Mar Moreno.

Según la 'consellera', el documento alternativo permite que el catalán pueda ser "asignatura evaluable" al final de cada etapa educativa pero no la contempla como material troncal y sigue obligando a la Administración autonómica a pagar estudios en centros privados a los alumnos que quieran estudiar solo en castellano. "Están tratando el catalán como una lengua de tercera", dijo.

Recursos legales

Rigau ha insistido, como hizo ya anoche, en que la propuesta del PP "ataca la inmersión lingüística" y "supone un desprecio no solo hacia la escuela catalana, sino hacia la lengua catalana". La 'consellera' está convencida de que el rechazo social que genera el anteproyecto de ley lo hace "inaplicable". "El uso del catalán en los colegios es una práctica socialmente tan aceptada", que, en su opinión, ya no es posible relegarla, como pretende el ministro Wert. La Generalitat, ha insistido Rigau, hará prevalecer la Ley de educación de Catalunya (LEC).

Ha recordado que el borrador no respeta el artículo 3 de la Constitución en relación a las lenguas oficiales al no dar un "trato adecuado" al catalán, invade competencias y no cumple con el Estatut de Catalunya, por lo que no descarta llevarla al Constitucional.

Apoyo de los vascos

Rigau ha afirmado que en caso de llevarla al Constitucional saben que tienen que aplicar la ley hasta la sentencia, pero que el apoyo de la sociedad al Govern será total para "evitar" esta aplicación.

La viceconsejera de Educación del Gobierno vasco, Marian Ozcariz, también se ha mostrado contraria al borrador y asegura que pedirán que se celebre otra conferencia sectorial y que el texto lo recurrirán "por un defecto de forma". En Euskadi hay tres modelos entre los que escoger con mayor o menor presencia del euskera.

Noticias relacionadas

También los consejeros de Educación socialistas se han mostrado en contra del proyecto de la LOMCE por "el cambio que supone para el modelo educativo".

Por su parete, el secretario de Universitats i Recerca, Antoni Castellà, no asistirá mañana a la reunión de la Conferencia General de Política Universitaria convocada por el ministro de Educación por el desacuerdo con el contenido del anteproyecto de ley de calidad educativa. Castellà exige la retirada del anteproyecto porque “supone una agresión directa contra la lengua catalana, el Estatut y deja en ruinas el modelo catalán de acceso al sistema universitario”.

Temas

LOMCE