La Plafaforma de Afectados por la Hipoteca ocupa dos horas la sede de Catalunya Caixa

El colectivo dice haber arrancado de la entidad el compromiso de revisar 100 casos "urgentes"

Miembros de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca en la sede de Catalunya Caixa.

Miembros de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca en la sede de Catalunya Caixa. / DANNY CAMINAL

2
Se lee en minutos

Casi un centenar de representantes de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) se han encerrado esta mañana durante dos horas en el vestíbulo de la sede central de Catalunya Caixa, en la Via Laietana de Barcelona, para reclamar una entrevista con el presidente, Adolf Todó. Al final, la portavoz del colectivo, Ada Colau y otros dos miembros se han reunido por espacio de una hora con el secretario general del consejo de administración. Según la plataforma, la entidad ha aceptado revisar 100 casos urgentes pendientes de desahucio y se ha comprometido a dar respuestas en dos o tres días. La PAH ha exigido la dación en pago como solución. Fuentes de Catalunya Caixa han asegurado que esta ya estudia cuidadosamente caso por caso y busca soluciones, porque no tiene ningún interés en tener más pisos.

La plataforma, que ya intentó una acción similar la semana pasada sin éxito, reclama soluciones para algunos de sus asociados que han visto cómo les embargaban el piso. La abogada de la PAH, Eva Corredeira, ha dicho que esta acción se lleva a cabo porque Catalunya Caixa es la entidad financiera que más desahucios hipotecarios ejecuta, y ante las infructuosas negociaciones con la asesoría jurídica de la entidad. "Nos hemos reunido varias veces con los responsables jurídicos de Catalunya Caixa, pero no nos ofrecen ninguna solución y sólo nos dicen que no saben que pasará con el banco malo, por eso vemos que es un asunto político y queremos hablar con el presidente", ha explicado Corredeira.

Esta acción se desarrolla el día en que la PAH y Stopdesahucios cumplen dos años desde que el 3 de noviembre de 2010 unas 30 personas se desplazaron a La Bisbal del Penedès equipados con pancartas y camisetas verdes para parar un desahucio instado por Catalunya Caixa.

Aquella primera ejecución hipotecaria en la que intervino Stopdesahucios pretendía desahuciar de su vivienda a Lluis, un hombre que se había quedado sin trabajo, con un hijo de 13 años y que cobraba únicamente 426 euros al mes. Luis y de los activistas de la PAH, apoyados por indignados del movimiento 15M, lograron paralizar aquel primer desahucio, en el que este ciudadano se iba a quedar sin piso y con una deuda de por vida de 100.000 euros.

Noticias relacionadas

Fue el primer desalojo frenado por la PAH, al que han seguido casi 500 más, durante los dos años en que centenares de activistas se han sumado a la plataforma, y cada mañana se congregan a las puertas de las viviendas que se quieren desahuciar para intentar evitarlo. E muchas ocasiones las entidades bancarias han accedido a negociar y la PAH ha conseguido decenas de daciones en pago.

En Catalunya, se ordenan cada día una media de 102 desahucios de pisos y locales por impago de hipotecas y alquileres y es la comunidad autónoma más afectada por los desahucios.