ENTREVISTA EXCLUSIVA

Óscar: "Me llamaban basura, mongoloide..."

El recién liberado relata sus diez meses en una de las cárceles más duras de Nápoles

Esto ha sido un infierno, dice el lavacoches de Montgat. / MÓNICA TUDELA

1
Se lee en minutos
A. BAQUERO / M. CATANZARO / M.TUDELA / Nápoles

Una pesadilla de626 días en la cárcel de Nápoles que Óscar Sánchez vivió también en sus carnes por la inhumanidad de sus compañeros de prisión. Ellavacoches de Mongat relata a los enviados de EL PERIÓDICO cómo fue su vida en la prisión de Poggioreale, a la que llegó el 18 de mayo del 2011, y que aloja a mafiosos y narcotraficantes curtidos en la filas de la Camorra, con penas de por vida. Este es un avance de la entrevista cuyo contenido íntegro se ha publidado este viernes en EL PERIÓDICO. 

"Me pegaron por todo el cuerpo. Entre ellos se discutían y me echaban la culpa a mí. Me llamaban basura, mongoloide... Luego entró otro chico y se dio cuenta de que me estaban maltratando los demás y me metía la cabeza en lo que es la puerta, y pom, pom", explica mientras se sostiene el cráneo con la mano. 

El suyo es un relato de golpes en cualquier situación y por cualquier motivo inexistente. Las agresiones, puñetazos, patadas y con armas punzantes, incluyen una con un cuchillo de plástico en el brazo sobre la que luego le echaron sal, para aumentarle el dolor. "Me hicieron la N de Nápoli porque dije que como equipo me gustaban la Juventus y el Inter".

Noticias relacionadas

Y sin embargo, Óscar Sánchez relata a los periodistas sus desgracias con una sonrisa, como disculpándose. "Imagínate", apunta.