shopping especial verano

SHOPPING ESPECIAL VERANO Compras patrocinadas Estas ofertas han sido seleccionadas por un equipo de elPeriódico de forma independiente en base a su criterio y experiencia. elPeriódico obtiene una comisión de las ventas a partir de los enlaces de esta página. Todos los precios de compra incluidos en este artículo están actualizados.

Estar tranquilo en verano no tiene precio: Los flotadores y chalecos más seguros

No todos los dispositivos inflables que se utilizan en la piscina y la playa son igual de seguros. ¿Cuáles recomiendan los pediatras?

Estar tranquilo en verano no tiene precio: Los flotadores y chalecos más seguros
8
Se lee en minutos

Las piscinas son el gran divertimento de los más pequeños. Pero, el agua es un lugar peligroso. Cada año mueren en España entre 70 y 150 niños por ahogamientos. El dato más preocupante es que el 86% de ellos se producen en piscinas domésticas.

La Asociación Española de Pediatría (AEP) subraya que “existen estudios que afirman que iniciar las clases entre los 1 y los 4 años disminuye el número de ahogamientos”.

No se debe asumir que, solo porque el niño ya sabe nadar, no se expone al riesgo de ahogamiento

Y ahí entran en juego los dispositivos inflables, aunque hay que tener en cuenta, recalca la AEP, que los "chalecos inflables y los manguitos flotadores, que se colocan en los brazos, no son una protección eficaz contra el ahogamiento".

Por ello, "todos los niños necesitan ser supervisados independientemente de su nivel de natación” para evitar accidentes.

La forma más segura de baño de los bebés, se hace hincapié, "es en brazos de un adulto y siempre sujeto y supervisado". De no ser así, los manguitos y los flotadores se hacen indispensables. Eso sí, los productos tienen que estar homologados y deben ser utilizados bajo supervisión de un adulto.

¿Qué hay que tener en cuenta?

La mayoría de estos artículos están recomendados para bebés a partir de los 6 meses, edad en la que los músculos del cuello son lo suficientemente fuertes para sujetar la cabeza.

Por otro lado, los flotadores y manguitos suelen estar homologados hasta los 3 o 4 años de edad o los 18 kilogramos de media.

En cambio, los discos flotantes con formato de manguitos, soportan hasta 60 kilogramos de peso porque se van adaptando al crecimiento del niño.


Fred’s Swimng Academy

Flotadores y manguitos

COMPRAR EN AMAZON POR 25,99€

El swimtrainer es el más vendido para bebés a partir de los seis meses y hasta los 18 kilogramos que equivalen a unos 4 años de edad.

Una de sus características principales, como se ha señalado en la introducción, es que se trata de un flotador abierto en su parte trasera que permite mover las piernas con libertad y adquirir una óptima posición para nadar.

Esta particularidad también impide su volcado. Además, dispone de un arnés que sujeta al niño.

El flotador en sí cuenta con cinco cámaras hinchables que lo hacen más ergonómico y evitan que el niño se deslice.

Pensando en todas las edades y en niños con necesidades específicas especiales o que le tengan fobia al agua, Fred’s Swimng Academy ha creado otro modelo de swimtraine homologado desde los 15 hasta los 30 kilogramos de peso.

Aitsite

Flotadores y manguitos

COMPRAR EN AMAZON POR 22,99€

Otra buena opción son los manguitos de espuma EVA, un material que no pesa ni absorbe el agua, mucho más seguro que los clásicos manguitos hinchables.

Y aquí volvemos a citar a la Asociación Española de Pediatría, cuando dice que “los manguitos de aire dan una falsa sensación de seguridad”: “Existe el riesgo de que se salgan los brazos fácilmente o que se pinchen y se puedan deshinchar”.

Por eso, es importante seguir las recomendaciones de los expertos que confían en el modelo de Aitsite por su adaptabilidad y durabilidad.

Se compone de tres discos para cada brazo de 19 cm de diámetro y 2 cm de grosor cada uno y se pueden utilizar juntos o por separado según la edad y el peso.

Es decir, un bebé de seis meses que ya sostiene su cabeza flotará perfectamente con un disco en cada brazo. Conforme crezca y aumente de peso se incorporan nuevos discos en cada brazo.

Los seis soportan un peso de hasta 60 kilogramos. y se sujetan por medio de una goma elástica.

Asimismo, Aitsite incluye una práctica bolsa impermeable para guardarlos.

¡Muy importante!

Escoge accesorios para nadar que estén fabricados con materiales atóxicos, libres de bisfenol A, teniendo en cuenta que los más pequeños tienden a chupar los objetos.

Los más utilizados para los flotadores y manguitos son el vinilo o el plástico y para los manguitos y anillos para el cuello las espumas de baja densidad que son muy livianas y no absorben el agua.

También, el mejor consejo que te podemos dar es que, en este caso, no te dejes llevar por la estética. La seguridad es lo primero.

Y que bajo la recomendación de una “supervisión continua”, te lances al agua con tu pequeño para disfrutar.

Esta es la razón por la que en la comparativa no encontrarás flotadores y manguitos llamativos, pero sí seguros.

Nabaiji

Flotadores y manguitos

COMPRAR EN DECATHLON POR 21,99€

Está fabricado con PVC (policloruro de vinilo). Está indicado para bebés de 7 a 15 kg con un asiento regulable en profundidad para adaptarse al a su estatura y peso.

Las asas redondeadas facilitan el agarre a los más pequeños. El ancho del flotador le confiere una gran estabilidad en el agua. ¿Y qué opinan los usuarios?

"Muy buen producto, es muy cómodo y seguro", ha escrito un cliente.

"Es indispensable para que mi hija de 5 meses se bañe y disfrute de playa y piscina", ha reseñado otra.

Intex

Flotadores y manguitos

COMPRAR EN AMAZON POR 7,88€

My Baby Float es un producto seguro que pertenece a Intex, una empresa reconocida a nivel internacional dedicada a la fabricación de artículos hinchables y accesorios de piscina.

Como última opción hemos escogido su flotador hinchable circular con un diseño especial que hace imposible el vuelco gracias a su amplia superficie de 70 centímetros de diámetro y sus 25 cm de alto.

Al igual que el modelo anterior, incluye un asiento en la parte interior e incorpora un respaldo para apoyar la espalda y la cabecita.

Está fabricado con vinilo de alta resistencia muy agradable al tacto que incluye cuatro cámaras de aire cuya función es asegurar la flotación en caso de que pinchara alguna de ellas. Para solventar estas incidencias, incorpora un kit para su reparación.

Su uso está recomendado desde los 6 meses hasta el año o un peso máximo de 11 kilos.

Trendy and Chic

Flotadores y manguitos

COMPRAR EN AMAZON POR 21,89€

Se trata un modelo de flotador doble para niños de entre 6 meses y 3 años de edad. Detrás de este accesorio se encuentra la reputada marca española Jané, reconocida por sus artículos de puericultura.

Este flotador, con arnés de seguridad, tiene un diseño hinchable “frente a frente” con un lado abierto para encajar en la cintura del adulto y otro para el bebé con respaldo y asiento en forma de braguita por donde el pequeño mete las piernas.

Diseñado en un bonito color naranja, está fabricado con plástico libre de componentes tóxicos como el bisfenol A.

Flotador de cuello, ¿más seguros?

En los últimos años se han popularizado estos dispositivos de seguridad. Son unas flotadores que se colocan en el cuello y permiten que los bebés puedan mover las manos y los pies con total libertad. La AEP explica que "en cuanto a la utilización de estos estos flotadores no hay estudios que demuestren sus ventajas para la prevención de ahogamientos ni para la mejora del desarrollo del niño".

R&P

Flotadores y manguitos

COMPRAR EN AMAZON POR 39,99€

¡Nunca hay que dejarlos solos!

“Dos centímetros de aguar en el fondo de un cubo, bañera, piscina portátil... Y menos de dos minutos son suficiente para que un bebé pueda ahogarse”. Así alertan los pediatras de los riesgos de no vigilar a los menores en todo momento mientras estén en el agua o jugando cerca de ella. Así, "recuerda que se ha demostrado que vallar el perímetro completo de la piscina puede reducir en un 95% las muertes por ahogamiento en esta franja de edad". Es fundamental que los más pequeños estén siempre al alcance de la mano y supervisados por un adulto.

Los chalecos flotadores, la protección más eficaz

La Organización de Usuarios y Consumidores (OCU) especifica que los chalecos flotadores, cuyo uso en playas y piscinas se ha popularizado en los últimos años, son el dispositivo de seguridad más eficaz.

Se "recomienda priorizar un chaleco acorde a la talla del niño, tanto por su mejor ajuste como porque deja los brazos libres. Las burbujas (boya que se ata a la espalda" son útiles cuando ya se tiene práctica en la posición de natación, pero es vital ajustarla en la parte más alta del cuerpo, lejos de la cintura, para evitar que el niño pueda darse la vuelta y quedar boca abajo en el agua".

Es importante que cuenten con "hebillas de doble cierre y, en caso de que sean hinchables, tener doble cámara de aire y una válvula anti-retorno para que, aún abierta, retenga el 75% del aire pasados dos minutos".

Nabaiji

Flotadores y manguitos

COMPRAR EN DECATHLON POR 18,99€

Está concebido para los niños que quieren aprender a nadar.

Es un chaleco de natación que ayuda a los más pequeños a flotar. Cuenta con espuma recubierta de neopreno con cremallera para evitar que el niño se lo quite solo. Pese a esta característica, debe utilizarse bajo vigilancia de un adulto. El fabricante recomienda llevar una camiseta para evitar las rozaduras en las axilas.

Está homologado y cumple con la norma de 20 newtons EN 13138-1 con flotabilidad de 30 newtons.

OldPAPA

Flotadores y manguitos

COMPRAR EN AMAZON POR 32,99€

Noticias relacionadas

Está disponible en tres tamaños:

  • Talla S: Altura recomendada 90-105 cm y peso recomendado 10-13 kg.

  • Talla M: Altura recomendada 105-120cm y peso recomendado 13-19kg.

  • Talla L: Altura recomendada 120-130cm y peso recomendado 19-23kg.

Cuenta con una correa que garantiza un ajuste perfecto. Está fabricado con neopreno ecológico. A diferencia del modelo anterior, la cremallera no está protegida para evitar que el niño se desabroche el chaleco y ocurra un accidente.

Los manguitos, NO, NO y NO

La OCU subraya que los "manguitos, aunque son más sencillos de colocar, son más incómodos para los niños; y tienen el riesgo de salirse si no se colocan cerca del hombro".