MÁS PERIÓDICO

Cillian Murphy, el gánster de mirada turbia

El actor Cillian Murphy

El actor Cillian Murphy / Netflix

  • El actor irlandés será recordado como el líder del clan de ‘Peaky Blinders’, cuya temporada final estrena Netflix el viernes.

2
Se lee en minutos
Juan Manuel Freire
Juan Manuel Freire

Periodista

Especialista en series, cine, música y cultura pop

Escribe desde Barcelona

ver +

Aunque pasara por la trilogía de 'El caballero oscuro' como el Espantapájaros y liderara el reparto de una película de culto como '28 días después', Cillian Murphy será seguramente recordado como, sobre todo, el torturado gánster Tommy Shelby de Peaky Blinders, la serie en la que Steven Knight fantasea sobre una verdadera banda callejera que sembró el terror en Birmingham entre finales del XIX y principios del XX. El título se podría traducir como, tiemblen, "viseras afiladas": según el folclore y la serie, aquellos tipos ocultaban cuchillas en sus boinas para cegar a sus enemigos por relativa sorpresa.

El final de Peaky Blinders fue recibido como un (triste) acontecimiento en Inglaterra el pasado abril; ahora es el turno del resto del mundo de descubrir, a través de Netflix, el próximo viernes, en qué acabó el zigzagueante camino de Tommy Shelby y los suyos hacia la legalidad y algo parecido a la respetabilidad.

En la vida real parece ser el tipo más tranquilo. Está casado con la artista visual Yvonne McGuinness y es padre de dos hijos adolescentes.

En estos últimos capítulos, al parecer, Tommy se pone firme en el intento de alejarse del crimen, pero ¿quiere el crimen alejarse de él? Lo que está claro es que habrá navajeros de época para rato: el año que viene llegará una película y de ella deberían salir, según ha explicado Knight, series adicionales. 

Favorito de Boyle y Nolan

Nacido en Cork (Irlanda) en 1976, Murphy iba para músico (lideraba el grupo The Sons Of Mr. Green Genes), pero a finales de los 90 rechazó un contrato discográfico para concentrarse en la actuación. Le salió bien: en 2001 llamaba la atención como adolescente torturado en 'Disco pigs', y solo un año más tarde era uno de los supervivientes del brote vírico de '28 días después', primera de sus dos colaboraciones con Danny Boyle. La siguiente fue la odisea de ciencia ficción 'Sunshine', en la que era el físico al cargo de la bomba estelar que debía reactivar el sol. 

Noticias relacionadas

El año próximo lo veremos como otro físico, este con base real, en 'Oppenheimer', el biopic del padre de la bomba atómica a cargo de Christopher Nolan. Es su enésima colaboración después de la citada trilogía de 'Batman', 'Origen' y 'Dunkerque', en la que Murphy era un soldado con trastorno de estrés postraumático, algo que sufre también el antihéroe de Peaky Blinders.

Hay algo en la oceánica pero turbia mirada de Murphy que lo hace ideal para encarnar a personajes torturados, consumidos por la ofuscación. Y sin embargo, en la vida real parece ser el tipo más tranquilo. Casado con la artista visual Yvonne McGuinness y padre de dos hijos adolescentes, no suele generar titulares por sus actitudes públicas, ni sus declaraciones salvajes, pasa de las redes sociales y la idea de exigir atención fuera de la pantalla le paraliza.