Seguimiento semanal de Salut

Coronavirus: La pandemia frena su bajada en Catalunya

La tasa de positividad sube desde hace días y Argimon alerta de una situación "inestable", con Francia e Italia creciendo

Un bar de la Rambla de Catalunya de Barcelona, el pasado día 11.

Un bar de la Rambla de Catalunya de Barcelona, el pasado día 11. / Ferran Nadeu

Se lee en minutos

La situación epidemiológica en Catalunya está "estancada". Los nuevos contagios no suben, pero tampoco mantienen ya la tendencia a la baja de días atrás. "Los dos últimos días está subiendo la positividad con respecto a la semana pasada", ha advertido este martes el secretario de Salut Pública, Josep Maria Argimon. La positividad, el porcentaje de positivos obtenidos de las pruebas diagnósticas, es de un 4,66%. La OMS considera que por debajo del 5% la epidemia está controlada, pero este indicador lleva unos pocos días subiendo lentamente. "La Rt [índice de reproducción] empezará a subir. Estaremos en una Rt en torno a 1", ha añadido. Este martes, la Rt era de 0,95.

Argimon ha advertido, además, de la situación "inestable" derivada de la situación epidemiológica en otros países como Francia e Italia, con una incidencia acumulada en los últimos 14 días por cada 100.000 habitantes que, según Argimon, dobla las cifras de Catalunya. "Nosotros estamos en torno a los 6.800 positivos a lo largo de la semana. Estamos dando aire [a los sectores económicos], y lo necesitamos. Pero la situación es inestable", ha dicho el epidemiólogo.

Catalunya está teniendo unos mil contagios diarios y, aunque es un "buen dato", la situación asistencial en los hospitales sigue siendo "frágil": hay 1.499 pacientes con coronavirus en los hospitales, de los cuales 432 están en ucis.

De esta manera, ha hecho un llamamiento a la ciudadanía para que cumpla con las medidas de prevención pese a la flexibilización de las restricciones por el coronavirus, como el levantamiento del confinamiento comarcal, ante un momento que considera crítico.

"Estamos en una situación frágil desde el punto de vista asistencial y en momento crítico de la vacunación", ha subrayado Argimon, que ha explicado que en las próximas dos semanas seguirán con la administración de segundas dosis a mayores de 80 años y grandes dependientes.

AstraZeneca

Asimismo, el secretario de Salud Pública ha remarcado que no existen vacunas sin efectos adversos y ha pedido tranquilidad a la ciudadanía con AstraZeneca, al asegurar que son muy poco frecuentes las trombosis cerebrales y que la farmacovigilancia funciona.

Además, ha recordado que Catalunya, en consonancia con España y otros países europeos, ha paralizado temporalmente, por precaución, la vacunación con AstraZeneca por los casos detectados de trombosis cerebral, a la espera del estudio de la Agencia Europea del Medicamento (EMA). "Es momento de esperar", ha subrayado.

Argimon ha destacado que la trombosis venosa cerebral es una enfermedad "poco frecuente fuera del contexto de una vacunación", con una incidencia de tres o cuatro casos por millón de personas.

A fecha de hoy, los casos descritos en Europa estos últimos días de vacunados con AstraZeneca, y a la espera de confirmar que haya una relación de causalidad, muestran una incidencia todavía menor: un caso por millón de habitantes.

Noticias relacionadas

"En España se han administrado un millón de dosis [de AstraZeneca] y solo hay un caso; así que tenemos que estar muy tranquilos", ha afirmado Argimon, si bien ha admitido que le preocupa que la ciudadanía pierda confianza en esta vacuna.

El secretario de Salud Pública ha remarcado que "no hay ninguna vacuna que no tenga efectos adversos", pero ha subrayado que la farmacovigilancia "funciona" y que ya se está encargando de analizar posibles toxicidades tan poco frecuentes que no se pueden observar en un ensayo clínico