Ir a contenido

DÍA MUNDIAL

Un páncreas artificial controla la glucosa en la diabetes tipo 1 automáticamente

El Hospital del Mar cuenta con cinco de estos dispositivos, que cuestan 600 euros al mes

Beatriz Pérez

Un paciente del Hospital del Mar con uno de los páncreas artificiales del centro.

Un paciente del Hospital del Mar con uno de los páncreas artificiales del centro. / MARTÍ FRADERA

Unas 90.000 personas en España (es decir, un 02,% de la población) padecen diabetes tipo 1, también denominada, sobre todo antaño, "insulinodependiente". Se trata de un trastorno crónico en el cual el páncreas produce muy poca insulina o, directamente, no la produce. La insulina es una hormona necesaria para permitir que el azúcar (glucosa) entre en las células para producir energía.

Si bien hasta hace poco las personas diabéticas de tipo 1 se autoadministraban insulina antes de comer y cenar, ahora un nuevo dispositivo conocido como "páncreas artificial" es capaz de detectar automáticamente la cantidad de insulina que tiene el paciente y proporcionársela. Desde este verano, el Hospital del Mar de Barcelona tiene cinco de la marca Minimed 670G de Medtronic. "A los diabéticos tipo 1 se les ha estropeado el páncreas y este ya no es capaz de fabricar la insulina que el cuerpo necesita", cuenta Juana Flores, jefa de Endocrinología del Hospital del Mar.

Un paciente muestra el páncreas artificial. / MARTÍ FRADERA

El páncreas artificial es un sistema que controla automáticamente los niveles de glucosa en sangre. Estos dispositivos constan de un aparato infusor de insulina, de otro que mide de manera continua los niveles de glucosa del cuerpo y de un algoritmo matemático que calcula, en función del nivel de glucosa, la cantidad necesaria de insulina en cada momento. Cada uno cuesta 600 euros mensuales.

"Hace unos años se desarrollaron bombas de insulina que eran capaces de administrar de manera continua la insulina que los pacientes necesitaban sin necesidad de utilizar varias inyecciones al día", explica la doctora Flores. "Después aparecieron los monitores continuos de glucosa, que tienen el tamaño de una moneda de dos euros y miden en cada momento cómo está tu azúcar. Ahora el páncreas artificial es capaz de tomar decisiones automáticamente de la insulina que necesita el paciente y administrársela", añade.

Día Mundial de la Diabetes

Este jueves 14 de noviembre se celebra el Día Mundial de la Diabetes. El lema escogido este año por la Organización Mundial de la Salud (OMS) es 'Diabetes y familia'. Este día mundial quiere aumentar la concienciación sobre la prevalencia creciente de la diabetes (sobre todo de la de tipo 2, ligada a un mal aprovechamiento de la insulina por parte del organismo), sobre la importancia de los estilos de vida saludables y el autocuidado en la prevención y en el tratamiento, reduciendo así la aparición de complicaciones futuras.

La diabetes es un problema creciente de salud pública, tanto en los países desarrollados como en los que están en vías de desarrollo. Tanto es así, que la OMS cree que la diabetes de tipo 2 constituirá una de las epidemias del siglo XXI. Este incremento se debe, por una parte, a la elevada prevalencia de los factores de riesgo ligados a la aparición de la diabetes, como son la obesidad y el sedentarismo y, por otro, al aumento de la esperanza de vida y la reducción de la mortalidad.

Según la Conselleria de Salut, en Catalunya alrededor de 600.000 personas tienen algún tipo de diabetes (5,3 millones en España). Según la Enquesta de Salut de Catalunya (ESCA) del 2018, la diabetes afecta al 7,8% de la población de 15 años en adelante (7,6% hombres y 7,9% mujeres). Aumenta con la edad en ambos sexos, pasando de 1,9% de prevalencia en el grupo de edad de 15 a 44 años al 20,2% en la población de 65 y más años. En cuanto a la evolución, la prevalencia de diabetes ha ido aumentando: ha pasado del 4,7% en 1994 al el 7,8% en el 2018. Desde el 2011 y hasta la actualidad se mantiene estable en torno al 8%.

Temas: Diabetes