Ir a contenido

SEGUIMIENTO SANITARIO

Los servicios de urgencias reciben a pocos pacientes

El paro provoca el cierre de CAP y deja desatendidos todos los actos médicos programados

Algunos médicos de los centros públicos secundarán la huelga del resto de la semana

El Periódico / Barcelona

Concentración de personal sanitario en paro en el Hospital del Sagrat Cor, de Barcelona. 

Concentración de personal sanitario en paro en el Hospital del Sagrat Cor, de Barcelona.  / JOAN CORTADELLAS

Los servicios de urgencias de los hospitales públicos de Catalunya han atendido este martes a un número de pacientes similar al que acude un día festivo estival, es decir, una afluencia baja, informa el personal de dichos servicios. Los centros de asistencia primaria (CAP) cerraron las puertas de forma generalizada, facilitando solamente la atención de quienes advertían que su caso era urgente.

El personal administrativo de estos centros advertía, no obstante, que a partir de este miércoles, y hasta el próximo 9 de octubre, está convocada una huelga que puede afectar al funcionamiento de los CAP. "A partir el miércoles las puertas del CAP estarán abiertas, pero cada médico decidirá si trabaja o no -informó una enfermera del CAP Lope de Vega, de Barcelona-. En estos momentos, no sabemos quién visitará".

El desplazamiento

La dificultad para desplazare en transporte público ha contribuído a que numerosos usuarios desistieran de acudir a CAP y hospitales, si no sufrían un malestar que claramente precisaba de atención médica inmediata.

Los hospitales habrán de reprogramar la próxima semana las intervenciones quirúrgicas no urgentes que este martes han quedado suspendidas, al igual que las pruebas diagnósticas y las visitas al médico especialista no realizadas. Esta actividad incrementará las listas de espera que acumulan los servicios, unas demoras que apenas han disminuído en el último trimestre, a pesar de ser el objetivo del plan específicamente elaborado para ello la pasada primavera desde la Conselleria de Salut.

La escasez de profesionales sanitarios disponibles durante los meses estivales y unos contratos eventuales poco atractivos han contribuido a esa situación.

Salut agradeció ayer la "implicación y el buen trabajo" de los profesionales sanitarios en la jornada de paro, una acción que no afectará a sus salarios. Quienes sigan de huelga a partir del miércoles sí sufrirán el correspondiente descuento salarial, informan fuentes sindicales.       

             

0 Comentarios
cargando