Ir a contenido

RANGE ROVER EVOQUE

Un urbanita muy salvaje

El SUV compacto de Land Rover está especialmente pensado para moverse por la ciudad, pero sin perder nunca su espíritu aventurero original

El range Rover Evoque, nacido para la ciudad.

El range Rover Evoque, nacido para la ciudad.

El nombre de Land Rover remite a bosques, montañas, caminos pedregosos e infinidad de aventuras. Pero, ¿qué pasa en la ciudad? La jungla urbana también requiere un buen compañero, y el Range Rover Evoque responde perfectamente a este perfil. Se trata de un SUV compacto pensado para disfrutar de las calles desde un punto de vista más salvaje, con un tamaño adaptado a las necesidades del día a día pero sin olvidarse del rendimiento, las prestaciones y la capacidad habitual de cualquier Land Rover.

Su diseño rompedor llama la atención por sus marcadas líneas deportivas sin renunciar al espíritu aventurero. Además, ofrece múltiples posibilidades de personalización, gracias a una amplia gama de colores y opciones. En este sentido, el Range Rover Evoque está disponible en tres diseños de carrocería: cinco puertas (amplio y con gran capacidad de carga), coupé (de tres puertas y una parte trasera más estilizada) y convertible en descapotable.

Las versiones cinco puertas y coupé se componen de una gama de siete modelos: Pure, SE, SE Dynamic, Landmark Edition, HSE, HSE Dynamic y Autobiography. A su vez, la versión convertible está disponible en los modelos Dynamic, SE Dynamic y HSE Dynamic. En cuanto a motores, el nuevo Si4 de gasolina de 4 cilindros y 2.0 litros tiene una capacidad de 240 CV o 290 CV para ofrecer la máxima eficiencia, rendimiento y reducido consumo de combustible. También dispone de opciones diésel, con los motores de 150 CV, 180 CV y el nuevo 240 CV.

El Range Rover Evoque se mueve bien tanto dentro como fuera de la ciudad.

El Range Rover Evoque se mueve bien tanto dentro como fuera de la ciudad.

Ayudas a la conducción

Para dar el máximo de sí en la ciudad, incorpora toda una serie de tecnologías de ayuda a la conducción, como el monitor de ángulo muerto, que avisa si se acercan vehículos por cualquier lado; el reconocimiento de señales de tráfico; y toda una gama de sistemas de ayuda al estacionamiento. A ellas se suman la gama de tecnologías avanzadas InControl, que conectan al usuario y su Range Rover Evoque con el resto del mundo.

O el sistema Dual View, que permite al conductor y al pasajero ver contenidos de forma completamente independiente en una misma pantalla táctil.

En carretera y fuera de ella

Al mismo tiempo, el Evoque se adapta a cualquier terreno, tanto en carretera como ‘off road’. En el primer caso, el Control de Crucero Adaptativo (ACC) mantiene el vehículo a velocidad constante y a una distancia prudencial del vehículo de enfrente para conducir de forma segura en trayectos largos. Por su parte, el Adaptive Dynamics ofrece un equilibrio óptimo entre calidad de marcha y control, mientras que el Control de Reparto de Par en Curva proporciona un comportamiento controlado y suave en las curvas. Algo que permite al conductor sentir un mayor dominio y conexión con tu vehículo.

Y cuando el Evoque responde a la llamada de su ADN, se muestra igual de fiable que cualquiera de sus hermanos mayores. Su capacidad innata le permite enfrentarse a los terrenos y condiciones más difíciles con total tranquilidad, gracias a tecnologías patentadas como el sistema Terrain Response o el Control de Descenso de Pendientes. Porque sea en la ciudad, en la carretera o en la montaña, el Range Rover ofrece plena seguridad.

0 Comentarios
cargando