Ir a contenido

Entrevista

Gala Freixa: "Existe voluntad de ser respetuosos con el medio ambiente, pero falta más predisposición y presupuesto"

La emprendedora sabadellense es nombrada por Forbes como una de las jóvenes con más talento después de poner en marcha Sheedo Paper

Junto con su socio Gonzalo Mestre trabajan por concienciar a las empresas sobre la necesidad de hacer un marketing ecológicamente responsable

Laura Marín

Gala Freixa, fundadora de Sheedo Paper.

Gala Freixa, fundadora de Sheedo Paper.

La sabadellense Gala Freixa entró en la lista Forbes como una de las jóvenes con más talento el pasado mes de diciembre. Junto a Gonzalo Mestre pusieron en marcha hace poco más de 4 años Sheedo Paper, una start-up innovadora y, sobre todo, ecológica, que fabrica papel artesanal a partir de fibra de algodón reutilizada de la industria textil y que contiene semillas en su interior.  Su objetivo: concienciar a las empresas y a las personas sobre importancia que tiene cuidar el medio ambiente.

En diciembre, Forbes la incluye en la lista de jóvenes emprendedores con potencial para convertirse en referente de una generación. ¿Qué se siente con esa nominación?

Es un gran honor ser nominada por una revista tan prestigiosa en el ámbito empresarial como Forbes. Nos pilló a todo el equipo por sorpresa, muchas veces estamos tan metidos en el día a día que no nos damos ni cuenta del impacto que está teniendo Sheedo en el exterior. Estoy muy agradecida que todo nuestro esfuerzo se reconozca, se traduzca en resultados y realmente impacte en las personas. Y por supuesto que la nominación no es solo para mí, sino para todo el equipo y en especial también para Gonzalo Mestre el otro socio de la empresa. El hecho de ser nombrados, no solo es una gran satisfacción personal sino que también una responsabilidad y un empuje para que realmente nos convirtamos en los emprendedores de referencia del sector ecológico.

Un reconocimiento que llega después de más de 4 años trabajando con Sheedo Paper por cambiar la conciencia y apostar por un consumo más sostenible. ¿Cree que las empresas y la sociedad están entendiendo lo necesario que es ese cambio?

La verdad es que sí hemos notado un cambio en las empresas, principalmente porque el consumidor está demandando productos más responsables con el medio ambiente. Menos plástico y más materiales reciclados está en el orden día. Creemos que ahora existe una voluntad para hacer las cosas de manera más respetuosa con el medio ambiente, sin embargo falta más predisposición y presupuesto para invertir de verdad y crear un cambio. En Sheedo ofrecemos la semilla para cambiar la mentalidad y también los medios para que cada persona empiece el cambio en uno mismo.

“Las personas saben que deben reciclar, pero no tienen ni idea del impacto que están generando al cambiar sus hábitos”

¿Existe ahora una conciencia hacia el medio ambiente y la economía sostenible?

Si, las personas están cada vez más concienciadas y se interesan por productos más sostenibles. Sin embargo, falta información y comunicación. Las personas saben que deben reciclar, pero no tienen ni idea del impacto que están generando al cambiar sus hábitos. En cuanto a la economía sostenible, creo que todas las nuevas generaciones perciben como primordial hacer empresa, haciendo el “bien”. En Sheedo queremos ser un ejemplo a seguir y por ello trabajamos duro para ser una empresa de triple balance: social, medioambiental y económicamente sostenible.

Sheedo Paper nace de la mano de un equipo muy joven. ¿Cómo surge la idea y con qué retos se han encontrado estos años?

La idea surge en la universidad: Mi socio Gonzalo y yo compartíamos la misma pasión por emprender y por la naturaleza, y teníamos claro que queríamos montar una empresa con nuestros valores. La idea inicial era crear una marca de alpargatas y mientras buscábamos un packaging diferente y reutilizable, encontramos el concepto del papel con semillas. En aquel momento era solo un método de siembra, no se podía imprimir ni tratar. El primer reto era encontrar un método de impresión para este papel tan complicado y luego comercializar algo tan innovador y que aún no había sido testeado en el mercado. A partir de allí fuimos creciendo y superando obstáculos cada día. La falta de experiencia y el hecho de no ser especialistas en papel ni en impresión, nos forzó a rodearnos de especialistas y enamorarles con nuestra pasión.

Ahora ya más de 800 empresas confían en ustedes, muchas de ellas grandes corporaciones. ¿Cómo se trabaja esa relación start-up – gran empresa?

Al principio la relación gran empresa y pequeña start-up era complicada por el simple hecho de que aún no disponíamos de la capacidad productiva que una gran empresa suele pedir. Por otro lado, la poca experiencia y poco recorrido en la industria también podría generar desconfianza. Sin embargo contábamos con varias ventajas: nuestro papel es un producto muy innovador, las empresas lo necesitan realmente para comunicar sus valores por el medio ambiente y éramos los únicos que podían hacerlo. Así fue como empezaron a confiar y apostar por nosotros, y ese fue nuestro trampolín que nos ayudó a crecer.

¿Qué productos les ofrece Sheedo a estas empresas?

En Sheedo hacemos productos de marketing sostenible; si una empresa está pensando en hacer una campaña con un mensaje de respeto al medio ambiente o a las personas, nosotros lo conceptualizamos y lo hacemos realidad. Ahora mismo disponemos de varios papeles sostenibles, que se han producido evitando la tala de árboles y sin químicos tóxicos. Nuestro producto estrella es el papel con semillas. Con este papel se puede hacer cualquier soporte: flyers, invitaciones, tarjetas de visita, etiquetas, etc., y una vez han cumplido su uso, se pueden plantar, crear una vida y devolver a la naturaleza los recursos que nos presta. También tenemos otros productos como los bombones plantables que sirven para “endulzar la tierra”. Son bolitas de algodón y semillas, que con un poco de agua empieza a brotar y decorar tu jardín de flores. Otro producto muy especial que hemos lanzado hace poco son las Earth Pills, pastillas biodegradables con semillas en su composición que representan la cura para el medio ambiente. Es una pastilla que solo tienes que introducir en tierra para “plantar la semilla del cambio” y concienciar sobre la importancia de cuidar nuestro planeta. Las empresas nos suelen comprar en días señalados como por ejemplo el día de la mujer o navidades o para dar un toque especial a sus productos y sorprender a sus clientes.

Sheedo Paper fabrica a partir de residuos de algodón de la industria textil. 

¿Cómo consigue Sheedo fabricar papel 100% sostenible?

Nuestra producción es 100% sostenible porque fabricamos a partir de residuos de algodón de la industria textil. Así evitamos la tala de árboles y tampoco añadimos químicos tóxicos para su blanqueamiento. Además el papel es completamente biodegradable y te da la oportunidad de sembrar una planta.

¿Cuáles son los hitos más importantes conseguidos hasta ahora por Sheedo?

El hito más importante es haber podido trabajar con grandes marcas y que sigan confiando en nosotros para sus estrategias de marketing. Gracias a eso hemos crecido mucho y doblado nuestra facturación en un año. Además, hemos empezado con la venta internacional y estamos “plantando la semilla de la conciencia por el medio ambiente” cada vez a más personas.

Sheedo se internacionaliza abriendo negocio en Europa. ¿Cómo ha sido ese proceso?

Ahora mismo estamos abriendo negocio en Europa, especialmente en Francia, Alemania e Inglaterra porque el mercado europeo está muy concienciado y está destinando más recursos a fomentar la economía sostenible. Decidimos traducir la página web y automáticamente empezaron a entrar algún que otro pedido. Tenemos previsto encontrar a distribuidores y crear alianzas en el extranjero que nos ayude a entrar en el mercado.

Las claves para el éxito: comunicar tu idea, el equipo y la perseverancia: ¡No abandones nunca! El “no” ya lo tienes, así que solo queda intentarlo e ir a por el “si”.

¿Cuáles son las claves para que un proyecto como Sheedo salga adelante?

La clave para que un proyecto como Sheedo salga adelante es principalmente tener una idea clara y saber comunicarla. La comunicación lo es todo, y es primordial tener claros unos valores, para poder llegar a las personas y que empaticen con la marca. Por otro lado, el equipo también es la clave de todo: es muy importante rodearte de gente que te apoye y que trabaje contigo hacia un objetivo común. Y, por último, la perseverancia: ¡No abandones nunca! El “no” ya lo tienes, así que solo queda intentarlo e ir a por el “si”.

El hecho de ser joven, y en su caso además mujer, ¿le ha supuesto alguna dificultad extra?

Por un lado, al principio por ser joven y tener poco recorrido sí que era complicado. Pero si demuestras profesionalidad y te haces respetar, pronto te ven como un igual. Lo que sí hemos notado, es que se aprecia mucho la flexibilidad que una empresa joven pueda tener, y eso es un punto que juega a nuestro favor. Por otro lado, por ser mujer alguna vez me ha sucedido que clientes internacionales (especialmente asiáticos) han preferido comunicarse solo con un hombre. En situaciones así, hay que explicarles que tú eres la persona responsable en llevar la relación y al final lo acaban entendiendo. Por otro lado, en España han salido muchas iniciativas y concursos para fomentar el emprendimiento femenino, así que por ese lado solo puedo estar agradecida. Es cierto que hay muchas menos chicas que chicos emprendiendo y este tipo de eventos son importantes.

¿Qué la motiva a emprender?

¡Hasta el árbol más grande empezó siendo una semilla! Cualquier cambio o acción empieza con un movimiento minúsculo como plantar una semilla, la cuestión es empezar. Y si día a día vas regando y cuidando la semilla que plantaste, poco a poco irá creciendo. Habrá días con mal tiempo, y otros con un sol espléndido, pero si nunca abandonas tu objetivo al final lo acabas logrando. Eso es lo que más me gusta de emprender, que es un lienzo en blanco y que puede ser lo que tú quieras que sea.

¿Cree que en los institutos y universidades se debería incluir más formación sobre emprendimiento?

Es complicado enseñar a emprender, porque eso se aprende haciendo. Lo más poderoso de un emprendedor es la confianza en uno mismo, la disciplina y tener un objetivo claro a alcanzar, y eso solo se aprende si se prueba. Por ello, se debería insistir más en el mensaje de que cualquier persona con una idea y ganas puede emprender y acabar triunfando e igual establecer un espacio o concursos, donde jóvenes puedan ponerse a prueba y ver si esto de emprender es para ellos.

¿Cuáles son sus planes de futuro?

Nuestros planes para futuro son seguir creciendo y diversificando productos para acercar la naturaleza a las personas y que se den cuenta de la importancia que tiene cuidar el medio ambiente. Queremos que los productos ecológicos sean más accesibles y de uso cotidiano. Asimismo, queremos crecer internacionalmente y que Sheedo se convierta en la primera alternativa de comunicación sostenible.

Más noticias de Sabadell en la edición local de EL PERIÓDICO DE CATALUNYA