Letonia. Recitar poemas a cambio de regalos

En este país de Europa del Este, es muy común que el 24 de diciembre, Nochebuena y la noche de Santa Claus, se reciten poemas. La tradición dice que para coger los regalos del árbol es necesario que se recite uno. Como dice su lema " Un regalo, un poema".  

 

Austria. La noche más terrorífica

Llorenzi

Aunque se celebra también en otros países como en el norte de Italia, donde mayor importancia tiene es en Austria. Es lo opuesto a Santa Claus y se celebrá antes de el Día de San Nicolás. Krampus es una figura demoniaca que mete a los niños que han sido malos en un saco y se los lleva ,según las leyendas. Este día las calles se llenan de gente disfraza de este ser fantasioso. 

 

Noruega. Una navidad de brujas

Es peculiar lo que sucede en este país, esta tradición parece más de Halloween que propia de Navidad. Debido a leyendas y mitos, se piensa que Nochebuena es la noche de las brujas y los malos espíritus, por lo que antes de irse a dormir se esconden o se guardan las escobas para que ninguna existencia maligna pueda echar mano de ellas. 

 

República Checa. En vez de flores, se tiran zapatos

En este país europeo sucede algo curioso. Las mujeres solteras, en estas épocas navideñas, tiran zapatos por encima de su hombro para saber si el próximo año les pedirán matrimonio. La tradición cuenta que si el zapato cae con la punta mirando a la puerta, ¡redobles de campanas, que se casa el próximo año!. 

 

Ucrania. Las telarañas, un elemento decorativo que no puede faltar

Es algo que nos puede sorprender, la decoración de los árboles ucranianos. En este país es muy normal ver a los abetos con telarañas artificiales, y lo hacen para atraer la buena suerte. Todo ello viene por un cuento, en el que una viuda pobre no tenía para decorar el árbol, pero que al día siguiente cuando se despierta ve cómo una araña lo ha hecho  con un hilo de oro y plata. 

 

Brindis por chapuzón 

Roger Cornfoot

En varios países del mundo, el Año Nuevo se celebrá metiéndose en el agua, normalmente helada. Es conocido en Holanda como Nieuwjaarsduik, y aunque se celebra en muchos países, Reino Unido o Canadá entre ellos, el mayor número de gente que lo hace es de Países Bajos. Esta tradición se remonta a 1965 cuando un exnadador tuvo la iniciativa. Actualmente ha ido creciendo y se ha convertido en un evento masivo que atrae a muchos turistas y también algún que otro resfriado. 

 

Islandia literaria

En Nochebuena, en Islandia se cumplen varias tradiciones, entre ellas las típicas como la cena y después el intercambiar regalos, aunque estos ya vienen determinados: libros. La misma noche, se ponen a leerlos e incluso se van a la cama con ellos para iniciar la Navidad con una buena historia bajo el brazo. Cuentan que su origen es la Segunda Guerra Mundial, cuando se impusieron restricciones monetarias que dificultaban el acto de regalar. Recurrir a libros de la biblioteca de cada uno fue la solución. Es una manera de impulsar la lectura, precisamente en uno de los países más más alfabetizados del mundo. 

 

Yugoslavia. Secuestro por regalos

Dos semanas antes de empezar el día de Navidad, en algunas zonas de Yugoslavia, los niños secuestran a sus madres, les atan de pies y manos y les cantan canciones en las que les piden regalos a cambio de su "salvación". Una semana después, sucede lo mismo pero en este caso con el padre.