Tras el (corto) reinado de Singapur, líder de este ranking el pasado año, Estocolmo ha sido elegida Smart City de 2019 en la novena edición del Smart City Expo World Congress que se celebró el pasado miércoles en Barcelona. El jurado, formado por  representantes del Ayuntamiento de Barcelona, la Asociación Internacional de Transporte Público de la UITP, ONU-Hábitat, el Banco Mundial y Smart City Expo World Congress, valoraba iniciativas y proyectos en la industria de la innovación y la transformación urbana.

En el caso de Estocolmo, se valoró factores como su inclusividad, su conectividad y su apuesta por la sostenibilidad. En nota de prensa destacan “su estrategia por crear una ciudad inteligente y conectada a través de la innovación, la amplitud de miras y la conectividad” para dotar a los habitantes de la “calidad de vida más alta y el mejor ambiente” para desarrollar negocios.

DR

Y es que en unos tiempos en los que desde todos los organismos se está echando el resto para combatir el desafío global del cambio climático, con la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible junto con el Acuerdo de París sobre la mesa, Estocolmo es la ciudad que mejor está implementando esta estrategia sostenible y socio ecológicamente consciente. La capital sueca lleva unos años aportando soluciones inteligentes e integradas en áreas como distritos de baja energía, infraestructura integrada y movilidad urbana sostenible. 

 

Innovadoras a todos los niveles

El congreso también otorgó premios en otras categorías como Idea innovadora, que cayó en manos de la barcelonesa Fomento de Construcción y Contratas Medio Ambiente e Irizar por haber desarrollado la primera plataforma de e-movilidad para servicios urbanos 100% eléctricos. La ciudad china Yingtan se ha hecho con el galardón a la mejor transformación digital al convertirse en la primera urbe gemela digital equipada con redes 5G+ NB-IoT. Es decir, banda estrecha Internet de las Cosas, una tecnología que permite conectar a Internet objetos cotidianos de nuestro día a día usando modelos de información de alta precisión y un cerebro IoT impulsado por Inteligencia artificial.

DR

Otros premios incluyen la governanza y finanza, para Los Ángeles y 18 centros universitarios que han desarrollado más de 40 proyectos para mejorar las operaciones, los servicios y las políticas de la metrópolis. Buenos Aires se ha llevado la distinción a ciudad inclusiva y compartida por integrar social y urbanísticamente su Barrio 31, analizando la política idónea a implementar para abordar los asentamientos informales. 

En materia de Movilidad, parecía cantado que el sistema de teleféricos urbanos de La Paz y El Alto iba a llevarse el premio después de abrir en pocos años 10 líneas operativas con 31.6 kilómetros de recorrido, 37 estaciones y más de 242 millones usuarios desde su implementación. El galardón al Medioambiente urbano ha sido para Madison (EEUU) y su proyecto de reducir el coste de mantenimiento del sistema de alcantarillado mediante monitoreo satélite combinado con datos operativos.

DR