Camisa, camiseta, jersey, chaqueta… Lo que lleves por debajo da un poco igual: cuando se trata de enfrentarse a bajas temperaturas, el secreto está en el abrigo. Y, sin duda, hay un abrigo para cada momento y un momento para cada abrigo. Se trata de dar con el modelo correcto, que se ajuste a cada reto y a cada instante.

El abrigo, por cierto, no es ninguna broma. Se trata de una prenda de fondo de armario, que debe sentarnos como un guante para acompañarnos durante varios inviernos y, tal vez, durante toda la vida. Acto seguido, ofrecemos una exquisita selección de las últimas novedades. Esperamos que encajen con tus momentos.

 

1 Para un paseo invernal

Abrigo duffle, de Uniqlo U’s BlockTech

Capucha ancha, cierre de cuernos toggles, bolsillos parche y colores marciales. Se trata del abrigo duffle, un icono de la moda masculina cuyo origen está en Bélgica, pero que se hizo famoso en el siglo XIX gracias a los marinos británicos. Uniqlo ha refinado y adaptado este clásico, dotándolo de una fina y transpirable membrana interior que te mantendrá caliente y seco hasta en los climas más extremos.

DR

 

2 Para bailar bajo el granizo

Freethinker Futurelight Jacket, de The North Face

Aunque solo te cubre hasta los muslos, esta reciente creación de la mítica firma The North Face, abriga, protege y hace una pareja ideal con un buen pantalón de invierno, gracias a un eficaz sistema de fijación. Una prenda impermeable, ligera y flexible que gana puntos en este atrevido color naranja butano, pero también está disponible en rojo, gris o negro, por si eres de los que prefieren algo más discreto.

DR

 

3 Para una noche de fiesta

Abrigo de loden mélange, de Prada

Inspiración militar y elegancia de alta gama para una de las joyas aportadas por Prada a esta temporada. Íntegramente fabricado en pura lana virgen, es un abrigo largo, que te cubre todo el cuerpo y lo envuelve en una cálida sensación, aun en las más bajas temperaturas. Además, tiene exquisitos detalles como un cuello con muescas o unos bolsillos dobles con solapa. Cuesta 2.200 euros, pero vale la pena.

DR

 

4 Para esquiar y reciclar

Parka The Winter, de Askov Finlayson

En Minneapolis hace un frío que pela. No es raro, pues, que la prestigiosa y emergente marca  de abrigos Askov Finlayson sea de allí. Y tampoco es raro que hayan creado una parka como esta, que abriga hasta en temperaturas inferiores a los 30 grados bajo cero. Amén de ser una prenda bonita, y disponible en varios colores, ha sido fabricada con materiales reciclables, sin dañar al medio ambiente.  

DR

5 Para una reunión laboral

Abrigo de lana herringbone, de John Lewis

Impecable y atemporal, este abrigo tres cuartos de la firma inglesa John Lewis es moderno y sofisticado, pero enriquecido con esa inconfundible elegancia british que le da el herringbone, un patrón de diseño escocés que lleva ya un lustro largo siendo tendencia. Aunque es fino y ligero, su lana italiana abraza y abriga el cuerpo incluso en los días más gélidos. Una prenda cálida y versátil para ponerse a diario.  

DR

 

6 Para toda la vida

Erickson Parka, de Canada Goose

La casa Canada Goose lleva más de medio siglo fabricando parkas. Por eso, en una pirueta autorreferencial, se ha permitido crear una nueva versión de su icónica Snow Mantra Parka, adaptada a un uso más lúdico y urbano. Aún así, soporta temperaturas de hasta 20 grados bajo cero. Vale más de 1.000 euros, pero su exclusivo sistema de fabricación Cordura la hace prácticamente indestructible.

DR