Aunque las políticas culturales fueron una de las ausencias más clamorosas del debate electoral del pasado lunes 4 de noviembre, incluso en mayor medida que educación, medio ambiente o investigación, lo cierto es que los programas de los principales partidos sí que tienen algo que decir al respecto. No es la cultura un tema que galvanice el voto y, por tanto, muy rara vez es objeto de confrontación y debate en profundidad, pero las propuestas existen, son un espejo bastante exacto de la identidad y la ideología de los partidos que las proponen  y, en ocasiones, salen a la superficie.

El lunes, Pablo Casado hizo una referencia más bien escueta a la Ley de Mecenazgo, pero sin entrar en detalle y sin que ninguno de los demás cabezas de cartel electoral presentes en el debate recogiese el guante comentando algo al respecto. Una vez más, la situación en Cataluña, las discrepancias en torno a la situación económica, los ecos de la corrupción y el cuerpo a cuerpo entre candidatos eclipsaron casi todo lo demás.

Ya decía Winston Churchill, en plena Segunda Guerra Mundial, que es la cultura lo que de verdad construye una nación y da un reflejo exacto del grado de cohesión de su sociedad, de sus inquietudes, sus avances y sus tradiciones. En España, la cultura suele ser una de las grandes presencias ausentes (o ausencias presentes, como se prefiera) del debate político. Las excepciones en el actual ciclo electoral están siendo, a juzgar por los programas, la Ley de Mecenazgo, el Estatuto del Artista o la Propiedad Intelectual.

Victor J Blanco / GTRES

 

1 Ley de Mecenazgo

PSOE, PP, Ciudadanos y VOX se muestran partidarios en sus programas de crear una nueva ley para fomentar de manera activa el mecenazgo cultural, para que particulares y empresas puedan participar así en la creación de cultura. Una propuesta a la que se opone Podemos con el argumento de que la promoción de la actividad cultural no se puede dejar en manos de la iniciativa privada, ya que es una responsabilidad que corresponde por defecto a los poderes públicos. Para el partido que lidera Pablo Iglesias, la cultura es un derecho y, como tal, no debe tratarse como una simple transacción mercantil entre particulares. 

 

2 Estatuto del Artista

VOX es el único de los cinco partidos principales que no hace referencia directa a este tema en su programa electoral. Las otras cuatro formaciones (PSOE, Partido Popular, Unidas Podemos y Ciudadanos) proponen introducir en el Estatuto novedades como el reconocimiento de enfermedades profesionales, medidas para la igualdad de género, pensiones, seguridad social y fiscal así como prestaciones asociadas al embarazo. Es decir, los cuatro recogen, en mayor o menor medida y con mayor o menor nivel de concreción, algunas de las reivindicaciones habituales de los colectivos de artistas.

 

3 Propiedad Intelectual

Unidas Podemos propone eliminar el artículo 71 de esta ley, que establece la obligación de los autores musicales a ceder el 50% de sus derechos a perpetuidad al editor musical. También apuestan por una gestión más trasparente de los derechos de autor.

 

4 Propuestas específicas

Al margen de las referencias que los partidos hacen en sus programas a las tres áreas interiores, unos y otros recogen una serie de propuestas concretas relacionadas con la cultura.

El PSOE defiende la ley de Ordenación de las Enseñanzas Superiores y la búsqueda de un pacto por la cultura (algo defendido también por el PP y Cs). Otras propuestas destacadas del partido de Pedro Sánchez son la de destinar parte de los ingresos de la Lotería Nacional a la financiación del cine y otros ámbitos culturales, la construcción de un nuevo Centro de Danza y la de una Casa de la Traducción.

El Partido Popular propone crear una línea de ayuda financiera para la recuperación de los cascos históricos de las principales ciudades españolas e incluye medidas para extender y difundir la tauromaquia (medida compartida por VOX). 

Ciudadanos destaca por su interés en la creación de un Centro Nacional de Fotografía y por su empeño por acabar con “la leyenda negra” (es decir, la mala reputación histórica de España difundida, en opinión del partido de Rivera, por corrientes historiográficas de una hostilidad partidista). Para ello, quieren quieren impulsar un Plan de Apoyo a la difusión de la Historia Española. También apoyan de manera explícita el idioma español y su difusión y extensión. 

Unidas Podemos defiende la participación ciudadana en el ámbito de la cultura. Para ello, propone impulsar una red de centros culturales ciudadanos, es decir, sumando a los ya existencias, centros de innovación ciudadana. Además, aborda en su programa una reforma de RTVE para hacerla más plural y demócrata. También asara a potenciar el uso de lenguas cooficiales y propias de cada territorio. 

VOX, en el ámbito cultural, propone medidas de fomento activo del arraigo a la tierra, así como manifestaciones folclóricas relacionadas con las tradiciones de los pueblos de España. En una línea similar, apuestan por la caza y la pesca como actividades necesarios, al igual que la tauromaquia, para la que solicitan un grado de protección que evite que sea prohibida a nivel autonómico.