Durante casi tres décadas, Hilary Lloyd, con sede en Londres y nominada a un Turner, ha presentado impresionantes instalaciones textiles, de sonido y de video, y aquí muestra una nueva serie de películas filmadas en y alrededor de su estudio en Thamesmead. 

Los colores fluorescentes que brillan en los monitores se superponen con su lenguaje visual distintivo y abstracto de fotogramas, cortes, repeticiones y barridos de salto de película. El trabajo captura acertadamente "la experiencia de aumentar la velocidad que caracteriza la forma en que consumimos imágenes hoy" y entre su trabajo se encuentran las maravillosas, primitivas y geológicas esculturas de cerámica de Ewen Henderson.

Después de estudiar con Hans Coper y Lucie Rie en la Escuela de Arte Camberwell en 1968, Henderson formó parte de la increíblemente influyente generación de alfareros de los años 70 que ilustraron la versatilidad de la cerámica, incluidos Gordon Baldwin, Gillian Lowndes e Ian Godfrey. La naturaleza cruda y totémica de las estructuras en pie y las losas de piedra desmiente su interés en el arte antiguo y neolítico y actúa como contrapeso atractivo para el uso de la tecnología digital por parte de Lloyd.

"El trabajo de Hilary Lloyd está perfectamente en sintonía con el momento contemporáneo y la forma en que nos involucramos con el mundo visual que nos rodea", señala el director creativo de Loewe, Jonathan Anderson, y zanja: "Establecerá un diálogo sorprendente con el trabajo audaz y materialmente rico de Ewen Henderson”.