Partiendo de la base que plataformas como Netflix no comparten sus datos de audiencia (salvo cuando les interesa presumir de ellos porque son muy elocuentes), saber cuáles son las series más populares en el actual contexto de televisión de consumo masivo vía streaming no es tarea fácil.

Lo que sí sabemos con certeza es que, semana tras semana, Parrot Analytics comparte los datos obtenidos de las tendencias de consumo de los estadounidenses en lo que se ha convertido ya en un barómetro fiable y cada vez más tenido en cuenta. La irrupción espectacular The Mandalorian no es ninguna sorpresa, pero tal vez sí lo sea la rapidez con que ha conseguido desbancar a Stranger Things. El resto de posiciones de este top 5 sí que puede resultar más bien colocaste a los que consumimos series en España, un entorno televisivo, a juzgar por los datos, menos parecido al de Estados Unidos de lo que pensábamos.

 

1 The Mandalorian

Todo el mundo sabía que The Mandalorian iba a ser un éxito desde el momento en que se anunció. Y la nueva serie de Star Wars, disponible en Disney+, solo ha necesitado tres semanas para convertirse en la serie más vista en plataformas de streaming on-demand, superando a la durante varias semanas imbatible Stranger Things. Y ese no es el único detalle significativo: por ejemplo, ha sido tres veces más vista que Star Trek Discovery y hasta dos veces más vista que Westworld. Una auténtica barbaridad. Es la novedad de 2019 más demandada, desbancando a Así nos ven y The Umbrella Academy. A continuación, las cuatro que le andan a la zaga.

 

2 Stranger Things

A estas alturas, poco más hay que decir que no se haya dicho de Stranger Things, que desde que estrenó en verano su tercera temporada, nadie ha sido capaz de hacerle frente. Iba a razón de 100 millones de reproducciones a la semana, y solo la marca Star Wars ha conseguido romper con su reinado más de cuatro meses después. Lo que no quita que aún sean legión los que quieran volver a Hawkins para sumergirse en este terror adolescente de producción cada vez más ambiciosa. Y es que de las formas de serie B de sus inicios ahora la creación de los hermanos Duffer es como una gran película de Hollywood de varias horas de duración. 

 

3 Titanes

Quizá más enfocada al público adolescente (con el que Marvel consiguió grandes resultados con The Runaways), esta serie de DC sigue a una serie de súperhéroes jóvenes que se ven envueltos en una conspiración a gran escala que podría traer el infierno a la tierra. Está protagonizada por Robin y, ojo, porque en la segunda temporada que concluye esta semana se ha introducido a Batman. Ya hay confirmada una tercera parte, así que puedes hacer los deberes en Netflix y ponerte al día desde ya. 

 

4 Castle Rock

En España casi nadie la está viendo, pero en Estados Unidos es un éxito sin precedentes. Claro que aparece en un clima propicio: están saliendo adaptaciones de la obra de Stephen King a porrones y casi todas se saldan del notable para arriba. Ambientada en el multiverso planteado por el rey del terror, en esta segunda temporada han aparecido un par de personajes míticos del escritor, una joven Annie Wilkes, la psicópata protagonista de Misery, John ‘Ace’ Merrill de Cuenta conmigo, película que adapta The Body y sin la cual no existirían cosas como Stranger Things

 

5 Atípico

No vamos a tirar piedras contra nuestro tejado, pero aquí nadie daba un duro por Atípico, la clase de dramedy en torno a un protagonista, ejem, atípico que poblaba la parrilla televisiva en la edad de oro de la televisión iniciada a finales de la década pasada. Si hasta está protagonizada por uno de los actores de United States of Tara, serie paradigmática donde las haya de este ‘subgénero’. La ficción de Netflix cuenta la historia de un adolescente autista que decide que es hora de tener una novia. Un coming-of-age con mucho corazón, en definitiva, que acaba de estrenar su tercera temporada.