En la guerra del streaming entran muchos factores en juego. Está, por ejemplo, uno de los más importantes, el precio: por eso, y a sabiendas del elevado coste de muchas plataformas, Disney+ va a aparecer a finales de año en Estados Unidos con una cifra competitiva. También es importante el servicio que da cada una de estas aplicaciones. Rara es la vez que Netflix se cuelga, mientras que HBO España sigue siendo una pesadilla vía Chromecast, Smart TV o PlayStation 4. Y, luego, claro está, el contenido. De un tiempo a esta parte, el sector se ha convertido en algo parecido al mercado de fichajes de verano del mundo del fútbol, con contrataciones bombas como la que se acaba de concretar.

David Benioff y D.B. Weiss llegaron a HBO en 2011 para convertirse en creadores de la que sería la serie más exitosa de todos los tiempos para el canal. Ahora, con la ficción de fantasía épica ya concluida, se han convertido en dos de los hombres más deseados de Hollywood y, además de preparar una próxima trilogía de Star Wars ajena a la saga Skywalker, se ha confirmado que dejan la Home Box Office para fichar por nada menos que Netflix.

Todo tiene su lógica: pese a que los números empiezan a ser preocupantes, desde la compañía están intentando dar un golpe de efecto tras otro con fichajes estrella como los que se han anunciado en los últimos meses: de Ryan Murphy (American Horror Story) a Jenji Kohan (Orange Is The New Black) pasando por Shonda Rhimes (How to Get Away With Murder) y Janet Mock, mujer fuerte de una de las grandes series de culto del momento, Pose. La acumulación de talento es sencillamente desbordante.

 

Desenlace (no del todo) inesperado

Sin exagerar, esto pone fin a uno de los culebrones del verano. Y es que plataformas como Amazon, Disney y WarnerMedia pujaron muy fuerte por la dupla, que finalmente escogió a Netflix para trabajar en exclusiva durante varios años en guiones, producción y dirección de series de televisión y películas. El montante total se desconoce, pero no dudamos que será una obscenidad.

Ted Sarandos, director de contenidos, no podía ocultar su alegría ante la noticia: “Nos entusiasma dar la bienvenida a estos maestros de la narración. Son todo un referente creativo y han deleitado al público de todo el mundo con sus narraciones épicas. Tenemos muchas ganas de ver lo que este par de mentes brillantes puede aportarle a nuestro equipo".

En términos parecidos se expresan Benioff y Weiss, que han recordado que comparten los mismos recuerdos cinematográficos y literarios de los 80 con el equipo de Netflix. “Hemos tenido una gran aventura con HBO durante más de una década y queremos expresar nuestra gratitud a todo el mundo que nos hizo sentir como en casa.

Nos motivo muchísimo poder seguir con nuestras carreras en Netflix, una plataforma que ha creado algo gigantesco y sin precedentes. Es todo un honor que nos hayan invitado a unirnos a ellos”. Ahora queda por ver en qué se concreta todo esto.