Ganador del Primer Premio y del Premio del Público en el Concurso de Piano de Santander Paloma O’Shea, Juan Pérez Floristán (Sevilla, 1993) ha tocado en las principales capitales de Europa y Latinoamérica, en los mejores auditorios. Actualmente vive en Berlín, a donde se marchó para formarse en uno de los conservatorios más prestigiosos, la Hochschule für Musik Hanns Eisler. Su madre fue su primera profesora de piano. “Supongo que la mera forma y color del piano me atrajo mucho, como a cualquier crío. Acercarme al piano fue algo instintivo para mí”, descubre.

A los 17 se mudó a Madrid para estudiar en la Escuela de Música Reina Sofía. "La forma en que me puedo comunicar con otros a través de la música no es comparable a nada”. Su repertorio incluye más de 30 conciertos para piano y orquesta y abarca desde Mozart hasta Prokófiev.

La lista de directores, solistas y grupos de cámara con los que ha colaborado es interminable. “Mi trabajo evoluciona y se transforma al mismo ritmo que la vida. Soy curioso por naturaleza, y por eso una profesión tan inagotable es ideal para mí, nunca me aburre y siempre me proporciona nuevas emociones”. Nunca olvidará su debut con un recital solo en el Teatro de la Maestranza. “Todos mis amigos y familiares querían recibirme y celebrar conmigo el triunfo de Santander”. Acababa de ganar el concurso. El único español que lo había logrado hasta entonces lo había hecho en 1978.

Sus futuros compromisos incluyen su presentación en Estados Unidos, giras con la Orquesta Nacional de España y David Afkham, su debut en La Fenice de Venecia y una grabación de estudio con la BBC Concert Orchestra en Londres. “La música me hace muy feliz”. No hay más que verlo tocar para creerlo.