GOBIERNO DE COALICIÓN

Sumar presiona al PSOE en el Congreso para penalizar la vivienda turística con más impuestos

El socio minoritario de Gobierno ve "insuficientes" las propuestas del Ministerio de Vivienda de Isabel Rodríguez

El portavoz de Sumar, Ernest Urtasun, junto al diputado Carlos Martín Urriza en una imagen de archivo.

El portavoz de Sumar, Ernest Urtasun, junto al diputado Carlos Martín Urriza en una imagen de archivo. / Javier Lizon

Por qué confiar en El PeriódicoPor qué confiar en El Periódico Por qué confiar en El Periódico

Sumar presiona la PSOE para intervenir en el alquiler turístico de vivienda y presenta una batería de medidas para penalizar fiscalmente este tipo de arrendamientos. El socio minoritario de la coalición pone en la diana este asunto en la antesala de la negociación presupuestaria con su aliado de Gobierno, con la intención de llevar a la mesa estas propuestas, que incluyen más impuestos al alquiler turístico y la creación de impuestos especiales para los fondos de inversión.

El socio minoritario de la coalición ha cuestionado el plan del Ministerio de Vivienda y Agenda Urbana, liderado por Isabel Rodríguez, que plantea una reforma "quirúrgica" de la Ley de Propiedad Horizontal para que las comunidades de vecinos tengan que autorizar la actividad económica en sus fincas, ya que actualmente solo puede prohibirse en caso de decidirlo así tres quintos de los vecinos y el acuerdo se hace fehaciente tras el pago de un certificado notarial y su inscripción en el Registro de la Propiedad.

Críticas al Ministerio de Vivienda

Desde Sumar consideran que "las medidas del Ministerio son insuficientes", puesto que "pasan la pelota a las comunidades de vecinos", cuando en algunos casos ni siquiera existen como tal o están ya invadidas por este tipo de arrendamientos. "Esta política no es la adecuada", ha señalado el diputado de Sumar Carlos Martín Urriza, responsable económico de la plataforma de izquierdas, que ha presentado este miércoles su propuesta para el alquiler turístico.

La iniciativa incluye más impuestos, "no para recaudar más, sino para hacer más atractivo el alquiler permanente respecto al turístico". "El Ministerio de Vivienda no se puede lavar las manos", ha considerado el dirigente de Sumar, en rueda de prensa en el Congreso de los Diputados.

La iniciativa de Sumar es una proposición no de ley, que no tiene carácter vinculante, pero que obliga a todos los grupos a tomar posición en la Cámara Baja. Todas las propuestas incluidas, en efecto, se encaminan a desincentivar este tipo de alquileres eliminando todas las ventajas fiscales y haciendo que soporten impuestos que hasta ahora no se aplicaban.

Las propuestas

Así, se incluye una mayor fiscalidad al alquiler de viviendas turísticas, que pasarían de estar exentas de IVA a soportar un gravamen del 21%, que se reduciría al 10% en caso de que el propietario viviera en la vivienda y la alquilase solo por temporadas. La idea es que el alquiler meramente turístico tenga una fiscalidad mayor que la de los hoteles, que actualmente soportan el 10% de IVA, al considerar Sumar que de este negocio sí "se derivan externalidades positivas", al generar empleo y contar con regulación específica.

Proponen, además, una reforma de la Ley del IRPF que afecte al alquiler de viviendas o habitaciones destinadas a uso turístico en zonas tensionadas, que estén ubicadas en ciudades de más de 200.000 habitantes o en poblaciones con una gran concentración de turistas, y que superen la proporción de 10 turistas por habitante, un caso en que entraría Baleares y en Canarias.

En estos casos, Sumar reclama impedir que puedan deducirse los gastos asociados a la vivienda y aumentar al 20% el gravamen a las rentas inmobiliarias. En el caso de que los dueños de las viviendas sean personas jurídicas, se reclama también impedir la deducción de gastos en el Impuesto de Sociedades, que también se elevaría al 20%.

Además, se plantea la creación de un impuesto especial del 25% sobre los beneficios de las socimis (sociedades cotizadas de inversión inmobiliaria), los fondos de inversión dedicados a la actividad inmobiliaria, en caso de que en algún momento hayan tenido actividad relacionada con el alquiler turístico. Además, también se impedirán las deducciones fiscales en los gastos que conlleve este tipo de arrendamiento en zonas tensionadas.

Estas medidas buscan convertir el alquiler turístico en alquiler permanente, para impedir que los arrendamientos temporales "excluyan a la población autóctona" de sus ciudades de origen, según ha explicado en rueda de prensa en el Congreso Carlos Martín Urriza, portavoz económico de Sumar, que ha confirmado que estas propuestas "van a formar parte de la negociación" con el PSOE para los presupuestos de 2025, después de que el adelanto electoral en Cataluña frustrase las cuentas de 2024, en las que ya estaban negociando los socios de coalición.