Corrupción

Koldo recomendó al gobierno de República Dominicana a un socio del comisionista Aldama

Los intereses de socialistas en Santo Domingo

Koldo García Izaguirre recomendó al Gobierno de la República Dominicana a un socio del comisionista Víctor de Aldama

Koldo García Izaguirre recomendó al Gobierno de la República Dominicana a un socio del comisionista Víctor de Aldama / Nacho García

Por qué confiar en El PeriódicoPor qué confiar en El Periódico Por qué confiar en El Periódico

Koldo García Izaguirre envió el 21 de octubre de 2020 un email al viceministro de Turismo del Ejecutivo de Santo Domingo, Carlos Peguero, en el que le recomendaba a un socio del comisionista de la trama Víctor de Aldama en el negocio de las mascarillas: "Goza de toda confianza por parte de las autoridades españolas de este Ministerio", indica una carta adjunta, firmada por el entonces asesor de José Luis Ábalos en el Ministerio de Transportes, que especifica que Bernardo Castillo Pérez, "a fecha de la firma de este documento, se encuentra trabajando en la República Dominicana como representante de empresa privada de España".

Tan sólo unos meses después, el 17 de febrero de 2021, la página web oficial de la Presidencia de la República Dominicana informaba de que el empresario avalado por Koldo García Izaguirre había acompañado al secretario general de la Organización Mundial del Turismo (OMT), Zurab Pololikashvili, en la reunión que este había mantenido con el presidente de este país caribeño, Luis Abinader.

Un mes después, el 11 de junio de 2021, Pololikashvili volvía a la República Dominicana con motivo de la cumbre de Ministros de Turismo de las Américas. Como representante en España del Grupo de Profesionales que Representa a los Extranjeros en República Dominicana y a los Dominicanos Residentes en el Exterior (Gruprex), el empresario recomendado por Koldo aseguró que el evento se celebraba gracias a que él había llevado al país caribeño al secretario general de la Organización Mundial del Turismo (OMT).

Begoña Gómez

Precisamente, la OMT avaló la creación de la filial de Globalia denominada Wakalua, que contó con la participación del empresario Juan Carlos Barrabés, quien fue recomendado en sendas cartas por Begoña Gómez, la mujer de Pedro Sánchez. Wakalua llegó a firmar un contrato con el Africa Center del Instituto de Empresa (IE) que dirigía la esposa del presidente para el patrocinio de unas conferencias y la concesión de unas becas.

Globalia organizó un vuelo a Georgia con Begoña Gómez, según los mencionados correos electrónicos, a los que ha tenido acceso este periódico. Este mensaje sostiene que la mujer Sánchez iba a viajar con el consejero delegado de Globalia, Javier Hidalgo; el entonces ministro de Fomento, José Luis Ábalos; su asesor Koldo García Izaguirre, y el comisionista Víctor de Aldama. Sin embargo, la pandemia frustró el viaje.

Y el 20 mayo del mismo 2021 el socio de Aldama logró que el propio ministro de Fomento, José Luis Ábalos, se retratara con él con motivo de la Feria Internacional del Turismo (Fitur) de Madrid. También participó en el evento el viceministro de Turismo del Ejecutivo de Santo Domingo, Carlos Peguero.

70.000 euros de Aldama

Según especifica un informe elaborado por los agentes de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil, la empresa Transportes Anabel, administrada por el empresario Bernardo Castillo Pérez, recibió una transferencia de 70.000 euros procedentes de la mercantil Deluxe Fortune, una de las dos empresas que Aldama usó para cobrar 5,5 millones del pelotazo de las mascarillas pagadas por el Ministerio de José Luis Ábalos.

En un segundo correo, este de 18 de marzo de 2020, Aldama reenvía a Koldo García Izaguirre otro email que previamente le había remitido Bernardo Castillo Pérez, quien explicaba a su socio las gestiones que había realizado con una funcionaria de Sanidad para tratar de venderle mascarillas: "Esto nos contesta ella", dice el mensaje, que transcribe la negativa del Ministerio de Salvador Illa: "Tomamos nota de la oferta, no obstante nos indican en la oficina presupuestaria que para adelantar el 50% deberíamos tener el 50% de la cuantía en una aval".

Esta negativa contrastó con la decisión de Puertos del Estado, que tal y como adelantó este periódico, accedió a adelantar, como había reclamado el comisionista Víctor de Aldama, un adelanto "por el 50%", lo que suponía más de 6 millones de euros.

Inversión de Megalab

La página web de Gruprex informa, además, de que un mes antes de la aludida reunión de sus directivos con Ábalos en Fitur, esta empresa había logrado introducir en la República Dominicana otro negocio: "Es un placer haber firmado un acuerdo comercial con la empresa Gruprex, que ha traído inversiones para nuestro centro, siendo estas: Pronalab, Laboratorio de España (Megalab) y Pronatal”, especificaba el doctor Jacobo Peña Peña. Y fruto de este contrato, esta firma comienza a hacer test de Covid a los turistas de Punta Cana.

Precisamente en un informe de la UCO de la Guardia Civil aparece el nombre de la mercantil Megalab, que fue objeto de un contrato de 27 de mayo de 2020 por parte de AENA para la compra de PCR por un importe con impuestos de 1,8 millones de euros. Y lo hace con motivo de una reunión que habría tenido lugar el 10 de agosto de 2020 en el Ministerio de Transportes, en la que habría participado el consejero delegado de Eurofins Megalab David Siguero Casero.

En el encuentro estuvo presente, según se desprende de los mensajes, el entonces "jefe de gabinete del ministro" José Luis Ábalos, que en esa fecha era Ricardo Mar. Sobre la reunión, los socios de De Aldama se muestran confiados en que el ministro Ábalos iba a dar "el ok", al mismo tiempo que destacan que el acuerdo solo podía frenarlo Sanidad. "Más tarde, a las 21.26 horas, Javier le avisa a César que el ministro ha dado el ok, que están dentro".

La Guardia Civil también apunta que Aldama y sus socios Ignacio Díaz Tapia, Javier Serrano y César Moreno habrían abonado cantidades en efectivo a García Izaguirre. Tras el volcado del contenido de uno de los móviles incautados en los últimos registros se descubrió que los cuatro empresarios mantenían un grupo de WhatsApp con el nombre los "4 mosqueteros". En uno de los mensajes, Moreno le envía a Serrano una captura de pantalla en la que se ve el título "gastos fijos" con una referencia: "K 10.000", que los agentes atribuyen a Koldo García Izaguirre, que logró un patrimonio personal de 1,5 millones de euros que los guardias consideran injustificado.