Anuncio de Guardiola

Extremadura baja el IRPF y suprime del impuesto sobre el patrimonio

Los dos primeros tramos del Impuesto Sobre la Renta de las Personas Físicas se reducen al 8% y 10%, respectivamente. Esta medida tiene un coste de 39,8 millones de euros y efecto retroactivo a 1 de enero

La Junta también da luz verde a la implantación de una 'tarifa cero' para los nuevos autónomos que residan en Extremadura, con una subvención de 960 euros anuales

La presidenta de la Junta, María Guardiola, este martes en rueda de prensa en Mérida.

La presidenta de la Junta, María Guardiola, este martes en rueda de prensa en Mérida. / EP

Carmen Hidalgo Sancho

Por qué confiar en El PeriódicoPor qué confiar en El Periódico Por qué confiar en El Periódico

Bajada del Impuesto Sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF), supresión del Impuesto de Transmisiones Patrimoniales y la reducción del Impuesto de Matriculación. Estas son algunas de las primeras medidas incluidas en un decreto-ley de medidas urgentes que ha aprobado este martes el Consejo de Gobierno de la 

Junta de Extremadura

Tendrán efecto retroactivo a 1 de enero de 2023. "Damos luz verde a la primera bajada de impuestos con el objetivo de mejorar la vida de las familias, de apoyar a los autónomos y de estimular el tejido económico de Extremadura", ha manifestado en rueda de prensa la presidenta extremeña, 

María Guardiola

.

En primer lugar, se ha aprobado la bajada del

IRPF

en el tramo autonómico. Se trata de una reducción de los tipos de gravamen en los dos primeros tramos, que se situarían en el 8% y 10%, respectivamente. "La bajada va a beneficiar a todos los contribuyentes, pero lo hará en mayor medida, en un 61% de estos, a los que tengan rentas bajas y medias. Hemos limitado el impacto de la bajada en los tramos superiores", ha indicado. Como ejemplo, los contribuyentes con una base imponible superior a 20.200 euros tendrán un ahorro de casi 300 euros de media al año, mientras que los que estén por encima de los 60.000 euros, percibirán un ahorro de unos 43 euros al año.

El impacto que tendrá está medida en las arcas autonómicas es de unos 39,8 millones de euros. "El mismo presupuesto de este año, que está en vigor, contemplaba un incremento en la recaudación por el IRPF de 202 millones, dinero que desde luego es de los extremeños y extendemos que debe estar mejor en su bolsillo", ha explicado Guardiola. "Con esta bajada, empezamos a priorizar que el dinero lo gestionen los extremeños", ha apuntado.

La segunda medida tributaria tiene como objeto "compensar el elevado coste de los alquileres a las familias y promover la emancipación de los jóvenes". Para ello, se elevará a un 30% la deducción de las cantidades satisfechas por el alquiler de vivienda habitual, así como los límites de renta exigidos. Esta medida va a tener un límite de 1.000 euros anuales, que se elevará a un máximo de 1.500 en el caso de que el alquiler tenga lugar en una zona rural con menos de 3.000 habitantes. La medida incluye, como novedad, que por primera vez se beneficiarán las familias monoparentales.

Por otra parte, Guardiola ha afirmado que Extremadura no puede permitirse perder más población. "Tenemos que ser capaces de atraer a más personas, talento y que ese talento tenga más capacidad inversora", ha indicado. Por ello, se ha aprobado una bonificación del 100% en el impuesto sobre el patrimonio. "Con la supresión de este tributo, se pretende que las personas físicas establezcan su residencia fiscal en

Extremadura

", ha enfatizado la jefa del Ejecutivo extremeño.

Con respecto al impuesto de matriculación, Guardiola ha informado de que para "determinados vehículos" se situará el tipo en el mínimo legal, que es de un 14,75%, con el fin de "promover así la matriculación y evitar la deslocalización en la adquisición de vehículos, pudiendo respaldar además a este sector". Por último, en materia impositiva se eliminará el impuesto sobre las viviendas vacías a grandes tenedores, que no ha entrado aún en vigor, al tiempo que se mantendrán los beneficios fiscales de la actual ley de presupuestos de Extremadura.

Apoyo a los autónomos

Por otra parte, la Junta ha decidido acompañar a esta “importante reducción de impuestos” con otras ayudas económicas centradas en los

autónomos

. En concreto, Guardiola ha anunciado la implantación de la 'tarifa cero' para los nuevos autónomos que residan en Extremadura. De esta forma, los que inicien su actividad van a recibir una subvención que cubra la cotización mensual durante un año, con un total de 960 euros para poder afrontar el coste del alta en el régimen especial de trabajadores autónomos.

"Damos cumplimiento así a otras de las medidas de nuestro programa de gobierno y nos dirigimos a los verdaderos protagonistas del desarrollo económico", ha apuntado. Esta es la primera medida, ha avanzado, de las que van a conformar este programa de estímulo a la creación y consolidación del trabajo autónomo 2023-2027, sobre el que ya está trabajando el Ejecutivo autonómico.

En otro ámbito, y como "gesto" que reconozca el "esfuerzo y el compromiso" de las familias que acogen a menores en la región, distribuidos en 210 hogares, se va a aumentar la aportación mensual que realiza la Administración autonómica de 169 euros por menor acogido hasta los 360 euros. Su aplicación va a tener efecto retroactivo a 1 de enero del 2023 y se abonará el próximo mes de diciembre.

Suscríbete para seguir leyendo