Perfil

Patxi López, un referente del PSOE y contra ETA para revitalizar el Congreso

El socialista fue el primer lehendakari socialista de la democracia entre los años 2009 y 2012, coincidiendo con el cese definitivo del terrorismo de ETA

Patxi López.

Patxi López. / Epi_rc_es

4
Se lee en minutos
EFE

Patxi López fue el primer lehendakari socialista de la democracia entre los años 2009 y 2012, coincidiendo con el cese definitivo del terrorismo de ETA, un bagaje que reconocen sus compañeros del PSOE, que destacan el temple, empatía y solvencia del que será su nuevo portavoz en el Congreso.

Su nombre estaba en todas las quinielas y finalmente este jueves se ha confirmado que Patxi López (Portugalete, Vizcaya, 1959) será el nuevo portavoz del PSOE en el Congreso de los Diputados en sustitución de Héctor Gómez, que llevaba en este puesto menos de un año, tras la anterior remodelación de los grupos parlamentarios.

En la actualidad Patxi López es diputado del PSOE y ocupa un puesto en la Ejecutiva Federal del partido como secretario de Memoria Democrática y Laicidad, cargo que asumió en el Congreso Federal de los socialistas celebrado el pasado mes de octubre en Valencia.

En las últimas semanas adquirió más protagonismo durante la tramitación de la ley de Memoria Democrática en el Congreso, sobre todo cuando Sánchez agradeció su lucha contra ETA en un pleno y se fundió con él en un abrazo entre los aplausos de sus compañeros de la bancada socialista.

Este gesto de Sánchez lo señaló como una de las personas en las que el presidente del Gobierno y líder de los socialistas podía contar para asumir más responsabilidades en la nueva etapa del PSOE, que afronta una renovación profunda tras la dimisión el pasado lunes de Adriana Lastra como número dos.

"La derecha no quiere pactar nada"

Sin embargo, en una entrevista reciente a la Agencia Efe rechazó hacer quinielas sobre esta posibilidad y expresó su pena por la marcha de Lastra, al ser una "gran amiga" suya y "una de las socialistas con más coraje y más valentía".

También acusó al PP de "enfrentar" a las víctimas del franquismo y las de ETA con la ley de Memoria Democrática y dijo que no le incomodaba haber tenido que pactar esta norma con EH Bildu porque lo que le hubiera incomodado es que el Gobierno "no hiciera nada" al respecto.

"¿Por qué pactamos con Bildu? porque la derecha no quiere acordar nada con el Gobierno", añadió.

Patxi López conoce bien la realidad de ETA, ya que fue el primer lehendakari socialista de la democracia entre los años 2009 y 2012, coincidiendo con el cese definitivo de actividad de esta banda terrorista en 2011, algo que siempre ha destacado como el mejor momento de su carrera política.

A sus 62 años, es uno de los socialistas más veteranos en activo, ya que está ligado al PSOE desde que ingresó en las Juventudes Socialistas en 1975.

Diez años más tarde fue elegido secretario general de Euskadi, cargo que ocupó hasta 1988 y para el que fue reelegido posteriormente en varias ocasiones.

Patxi López optó por primera vez a la Presidencia del Gobierno Vasco en las autonómicas del 17 de abril de 2005, en las que el PSE quedó en segunda posición con 18 escaños.

En estos comicios su candidatura consiguió, hasta esa fecha, el mejor resultado en votos, aunque no en escaños, de la historia del socialismo vasco.

En las autonómicas del 1 de marzo de 2009, aunque el PNV obtuvo 30 de los 75 parlamentarios de la Cámara vasca, un pacto entre el PSE y el PP permitió que, el 5 de mayo, López fuera elegido lehendakari, el primero no nacionalista, tras conseguir el voto de su grupo, el PP y UpyD.

Después de abandonar la secretaría general del PSE-EE y el Parlamento vasco, López se volcó desde 2014 en la política nacional, convirtiéndose en uno de los dirigentes más cercanos a Pedro Sánchez como secretario de Acción Política, Ciudadanía y Libertades, cargo en el que estuvo hasta octubre de 2016.

Participó en las primarias de 2017 para secretario general del PSOE, en las que Sánchez fue el vencedor y lo integró en la nueva Ejecutiva Federal del PSOE como secretario de Política Federal.

Repitió en la Ejecutiva Federal tras el Congreso Federal de octubre de 2021 con un cargo de menor relevancia, como secretario de Memoria Democrática y Laicidad, pero el hecho de permanecer en el órgano de gobierno del partido fue un síntoma de la confianza que tiene en él Sánchez.

Una confianza que queda demostrada al elegirlo como nuevo portavoz socialista en el Congreso de los Diputados en una etapa en la que el PSOE quiere mejorar su comunicación ante la proximidad del nuevo ciclo electoral, con elecciones municipales, autonómicas y generales previstas en 2023, y con el PP de Alberto Núñez Feijóo superándole ya en las encuestas.

"Es un honor y un reto apasionante asumir la portavocía del PSOE en el Congreso. Desde el diálogo trabajaré para alcanzar acuerdos que protejan a la clase media y trabajadora de este país. Gracias por la confianza, presidente", ha escrito Patxi López en Twitter.

El exlehendakari conoce bien el Congreso, donde ingresó por primera vez como diputado en 1987, y su nombramiento como portavoz (que será ratificado el sábado en el Comité Federal del PSOE) ha sido muy bien recibido por sus compañeros de partido, que señalan que es necesaria una persona con su solvencia y trayectoria para afrontar esta etapa.

Noticias relacionadas

Entre otros aspectos, destacan su temple, empatía y capacidad de negociación, así como su compromiso con "las libertades y los principios del PSOE", algo que aseguran que demostró en su etapa de lehendakari.

También la mezcla de "corazón e inteligencia" y el hecho de que es una persona "muy de partido" y reconocible por el electorado.