Número tres del partido

Feijóo elige a Elías Bendodo como coordinador general

El futuro líder del PP hace un guiño a Moreno, aliado en su operación para acelerar la caída de Casado

“El PP de España se pone en ‘modo Andalucía’ ya”, declara el nuevo número tres de la formación en referencia a las elecciones de este año

Europa Press / Eduardo Briones / Vídeo: EFE

3
Se lee en minutos
Pilar Santos
Pilar Santos

Periodista

ver +
Paloma Esteban

El PP tendrá en la nueva etapa un número tres potente: Elías Bendodo. El dirigente conservador, actual consejero de Presidencia en la Junta de Andalucía, compatibilizará su cargo con el de coordinador general del partido. Alberto Núñez Feijóo hace así un guiño a Juanma Moreno. El presidente de los andaluces tuvo un papel clave para ayudar al líder gallego a decidirse y que cogiera las riendas del partido tras la guerra entre Pablo Casado e Isabel Díaz Ayuso.

El anuncio del nombramiento se ha conocido en pleno congreso del PP en Sevilla, donde los conservadores quieren salir con las energías renovadas y creerse de nuevo que son una alternativa de Gobierno.

Feijóo ha pedido a Bendodo que acepte el puesto de coordinador "minutos antes" de anunciarlo, según ha explicado él mismo a la prensa este mediodía, en el receso para el almuerzo. La operación estaba cerrada con Moreno previamente, aunque con la discreción de todos se ha logrado que no se supiera antes de tiempo.

El político andaluz considera que será capaz de desarrollar sus dos cargos, en la Junta y en el PP, con equipos potentes. En el partido se da por hecho que el dirigente gallego elegirá a alguien con recorrido para el puesto de vicesecretario de organización, que pueda trabajar codo con codo con Bendodo. El futuro número tres de los conservadores considera que con su elección “el PP de España se pone en ‘modo Andalucía’ ya”. Esta comunidad tiene que celebrar elecciones antes de que acabe el año. "Es prioritario el trabajo en Andalucía. Me multiplicaré (...) Mi compromiso es con Andalucía y con renovar la confianza que ha tenido el Gobierno del cambio en Andalucía", ha declarado.

Como Maíllo con Rajoy

El modelo de Feijóo recupera el último que implementó Mariano Rajoy cuando combinó a María Dolores de Cospedal y Fernando Martínez-Maíllo como secretaria general y coordinador del partido. Bendodo hará tándem con Cuca Gamarra como número dos del partido. Según explican en el entorno del presidente, el nombramiento de la portavoz parlamentaria para ese puesto “encierra muchas más claves” de las que puedan parecer y confirman que el presidente de la Xunta no apuesta por una revolución total ni pretende crear incertidumbre en la estructura interna.

Fuentes del PP avanzaban esta mañana la posibilidad de que la estructura se reforzara con una coordinación general después del nombramiento de Gamarra que se ocupará más intensamente del partido por dentro. Un “fontanero de peso” que estará pendiente del día a día junto a la secretaria general. A lo largo del día se podrían conocer más nombres y es probable que haya desembarco de dirigentes gallegos también en puestos de Génova.

Integración

Noticias relacionadas

En el PP recuerdan que Gamarra era la portavoz de Casado en el Congreso desde el verano de 2020 y forma parte de la integración que el gallego quiere proyectar. Pero también ha pesado su trayectoria como alcaldesa de Logroño, su conocimiento del partido y el respeto que todos los diputados y las estructuras territoriales le tienen. Así lo han trasladado también al presidente gallego en los contactos que ha mantenido estas semanas. 

El periodo de prueba de este mes confirmó “el tono dialogante y moderado” de oposición que Feijóo quiere proyectar en el Congreso de los Diputados, “y ha puesto paz total en el grupo parlamentario y el partido”, añaden fuentes del PP gallego, “cosa que no era nada fácil”. A eso se añade que es una mujer (Feijóo también le da importancia a la presencia de mujeres en su dirección) y “de partido”. Como advierten muchos dirigentes, “ni es una recién llegada ni necesita presentación” porque entró en el comité ejecutivo nacional en la época de Aznar y tuvo relevancia en su paso por la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP).