Ante el aumento de agresiones

Igualdad estudia crear un teléfono arcoiris de apoyo a víctimas de LGTBIfobia

Desde el ministerio aseguran que el colectivo "necesita políticas públicas que estén a su lado"

Igualdad estudia crear un teléfono arcoiris de apoyo a víctimas de LGTBIfobia
1
Se lee en minutos
EFE

El Ministerio de Igualdad estudia la creación de un teléfono arcoiris de asesoramiento jurídico y apoyo emocional a víctimas de delitos de LGTBIfobia, ante el "preocupante aumento" de las agresiones a personas perteneciente a este colectivo.

En declaraciones a Efe, la directora general de Diversidad Sexual y Derechos LGTBI, Boti G. Rodrigo, ha subrayado que las víctimas de los delitos de LGTBIfobia "necesitan políticas públicas que estén a su lado".

De esta manera, este servicio telefónico se entenderá como un refuerzo a las líneas ya existentes en diferentes comunidades autónomas y entidades LGTBI.

Este anuncio se produce en coincidencia con la votación en la Asamblea regional de la Comunidad de Madrid de la Ley autonómica de Igualdad que ha propuesto Vox, que de aprobarse supondría la derogación de la Ley de Identidad y Expresión de Género y la de Protección Integral contra la LGTBIfobia.

En declaraciones a los periodistas a su llegada a la Asamblea de Madrid, G. Rodrigo ha tachado de "impresentable" la iniciativa de Vox y ha acusado al PP de querer "meter tijera" y hacer moneda de cambio de los derechos de las personas LGTBI.

Noticias relacionadas

"Con los derechos humanos no se puede jugar, no se les puede tocar, los derechos humanos no pueden ser objeto de recortes, no pueden ser mutilados. Cualquier agresión a los derechos de una minoría es un torpedo a la ciudadanía y a la democracia", ha advertido.

La directora general de Diversidad Sexual y Derechos LGTB ha confiado en que la ley para la igualdad real y efectiva de las personas trans y para la garantía de los derechos de las personas LGTBI que prepara el Gobierno vea la luz en la próxima primavera "con el mayor consenso político" y por el bien "no sólo de los derechos de las personas LGTBI, sino de toda la sociedad".