Sesión de control en el Congreso

Bolaños acusa al PP de intentar "cronificar la fractura en Catalunya"

  • El partido conservador y Vox reniegan del foro de debate con la Generalitat de Catalunya

Félix Bolaños.

Félix Bolaños. / EFE / J.J. GUILLÉN

3
Se lee en minutos
Pilar Santos
Pilar Santos

Periodista

ver +

El ministro de Presidencia, Félix Bolaños, elegido por Pedro Sánchez para coordinar los trabajos de la mesa de diálogo con la Generalitat, ha acusado este miércoles al PP de intentar "cronificar la fractura en Catalunya". Justo una semana después de que ese foro se reuniera en Barcelona, el PP y Vox han pedido cuentas en la sesión de control al Gobierno de lo que allí se habló, dando por hecho que el Ejecutivo central está cediendo ante los independentistas y negociará con ellos un referéndum de independencia.

Edurne Uriarte, diputada popular, considera que Pedro Sánchez ignora "al menos a la mitad de los catalanes", porque en la mesa de diálogo solo está el Govern de ERC-Junts, y beneficia a las autonomías que "incumplen la ley". Bolaños le ha respondido que lamenta que el PP solo trate de "cronificar la fractura en Catalunya" sin aportar ninguna otra solución y después de que su "hoja de servicios" incluya "dos referéndums ilegales, dos leyes de desconexión y una declaración unilateral de independencia".

"Es evidente que no apuestan ustedes por el diálogo y el acuerdo. Apuestan por la confrontación y por el enfrentamiento", ha espetado a Uriarte. La parlamentaria del PP le había preguntado también si avala que la comisión de delitos como los de sedición y malversación como "método legítimo para sentar al Gobierno de España en una mesa de negociación", a lo que el ministro de Presidencia le ha respondido con otra cuestión: ¿Avala el PP como "método democrático de presión el bloqueo de los órganos constitucionales y el incumplimiento de la ley como método de presión para modificar una ley conforme a su santa voluntad"?. Se refería Bolaños a la propuesta del PP para reformar el sistema de elección del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), una renovación pendiente desde hace tres años.

"Frente a las bofetadas, nosotros diálogo; frente a la crispación, nosotros argumentos; frente al odio, convivencia"

Félix Bolaños. Ministro de la Presidencia

También ha hecho una pregunta al ministro sobre la mesa Iván Espinosa de los Monteros (Vox). El titular de Presidencia ha empezado lamentando que el partido de ultraderecha no haya querido sentarse con él en la ronda de contactos que está haciendo para hablar de los Presupuestos Generales del Estado de 2022. "Le he llamado hasta tres veces y no ha querido hablar conmigo", le ha afeado Bolaños antes de proponerle hablar donde y cuando quiera. El ministro cree que si Espinosa de los Monteros se sentara y dialogar se le abriría "un poco la mente" y se daría cuenta de que la sociedad española es muy diferente a como Vox la ve.

Sesión sin Sánchez ni Casado

Noticias relacionadas

El partido de Santiago Abascal ha acusado al Ejecutivo de traición, de "someterse a lo que dicen los separatistas porque les necesita para gobernar" y ha lamentado que el Gobierno hable de diálogo y, en esta sesión de control, haya acudido solo una cuarta parte de los ministros. La jornada, efectivamente, ha sido atípica porque no han estado ni Pedro Sánchez, ya en Nueva York para la asamblea de la ONU después haber aplazado el desplazamiento por el estallido del volcán de La Palma, ni Pablo Casado, que el martes viajó a la isla para interesarse por las consecuencias de la erupción.

Por la tarde, Bolaños ha continuado con la ronda con los grupos parlamentarios que inició la víspera para tantearles si apoyarán los Presupuestos. El ministro tenía previsto verse con representantes de Ciudadanos, que esta vez no quiere ni intentar negociar las cuentas, PNV, EH Bildu, JxCat, PdeCat y Más País.