La nueva legislatura

El PSC quiere que la mesa de diálogo alumbre un nuevo Estatut

Los socialistas piden un nuevo texto que incluya más autogobierno y mejor financiación

ERC rechaza el "goblo sonda del Gobierno"

Salvador Illa y Miquel Iceta, en una imagen de marzo del 2021.

Salvador Illa y Miquel Iceta, en una imagen de marzo del 2021. / EFE / QUIQUE GARCÍA

2
Se lee en minutos
Daniel G. Sastre
Daniel G. Sastre

Periodista

Especialista en política catalana y española

Escribe desde Barcelona

ver +
Xabi Barrena
Xabi Barrena

Periodista

Especialista en información sobre el Govern de Catalunya, de ERC y en el seguimiento de la actualidad del Parlament.

Escribe desde Barcelona

ver +

Esquerra lleva meses anunciando cuál será la propuesta que llevará a la mesa de diálogo con el Gobierno: autodeterminación y amnistía. La otra parte de la negociación también está dejando claro en los últimos días cuál es su objetivo en esa negociación. El PSC, que es quien más ha incidido en el tema hasta el momento, ha recuperado su propuesta de que Catalunya salga de la mesa con "más competencias, más recursos económicos y más reconocimiento", en palabras de un dirigente del partido.

La forma que adopte el acuerdo mediante el cual se obtengan esos resultados no es lo más importante para los socialistas catalanes. Sin embargo, el primer secretario del PSC y ministro de Política Territorial, Miquel Iceta, habló en Rac-1 de que con esos mimbres de "un autogobierno más sólido y una financiación más justa" se elabore un nuevo Estatut que pueda votarse en referéndum.

El líder del PSC en el Parlament, Salvador Illa, también se ha expresado en los últimos días a favor de que Catalunya elabore un nuevo Estatut, porque es "la única comunidad que tiene uno diferente al que votaron sus ciudadanos" tras los recortes del Tribunal Constitucional. Sea como sea, es una propuesta ahora mismo útil para que el PSOE confronte en la mesa de diálogo la posición de los independentistas con una propia.

"Toda la vida hemos dicho que esto se acabará votando un acuerdo, un acuerdo en positivo. Una votación que no divida", subrayan en el PSC. Se refieren a que la idea de un referéndum sobre un acuerdo -y no sobre un desacuerdo, como en opinión del partido sería uno que introdujese la opción de la independencia de Catalunya- no es nueva. Y, además, nadie entre los socialistas catalanes se engaña en cuanto a que están ante una negociación larga y tortuosa.

Noticias relacionadas

"Es abrir un camino, pero queda mucho tiempo y, en realidad, ahora todo son patadas hacia adelante", reconoce otro dirigente socialista. En el PSC también son conscientes de que, antes de se puedan concretar este tipo de cuestiones, habrá que ver cómo afecta al Gobierno "el desgaste de los indultos", y también cómo queda el panorama autonómico y municipal después de las elecciones de 2023. Además, el partido no quiere que Pere Aragonès olvide su reivindicación de que, antes que la mesa entre gobiernos, se reúna la de los partidos catalanes, para que el 'president' recoja en la negociación con Pedro Sánchez las propuestas de todos.

A juzgar por la reacción de ERC queda mucho trabajo por delante, porque no es que la republicana Marta Vilalta mostrara excesivo entusiasmo sobre lo dicho por Iceta. De hecho, casi no entró en el fondo de la cuestión, la posibilidad de un nuevo Estatut. La portavoz de Esquerra reclamó al Ejecutivo que se abstuviera de lanzar globos sondas y le requirió que diga formalmente en la mesa de diálogo con el Govern "cuál es su propuesta para Catalunya" y, cuando esto ocurra, la parte catalana "la escuchará y la valorará", aunque mantiene vigente su apuesta por la autodeterminación y la amnistía. Por el momento, y hasta que eso no suceda, lo que se dice es, para la también secretaria general adjunta de Esquerra, "solo pura especulación".