Corrección a la presidenta

Casado desautoriza a Ayuso por señalar al Rey por los indultos

  • El líder de los conservadores enmienda a la presidenta por poner el foco sobre si el jefe de Estado debe firmar las medidas de gracia

  • El dirigente de los populares intenta pasar las páginas de Cospedal y Colón y presenta los pilares de la convención nacional de octubre

Casado corrige a Ayuso y dice que la responsabilidad de los indultos es exclusiva de Sánchez. En la foto, Pablo Casado e Isabel Díaz Ayuso. / JOSÉ LUIS ROCA / VÍDEO: ACN / PP

4
Se lee en minutos
Pilar Santos
Pilar Santos

Periodista

ver +

Veinticuatro horas después de la segunda concentración en Colón, Pablo Casado organizó un acto para poner las luces largas y mirar al futuro. En el pasado reciente tiene la imputación de la exsecretaria general María Dolores de Cospedal, por el 'caso Kitchen', y esa manifestación en la plaza madrileña a la que acudieron menos asistentes de los que esperaban, dos hechos que prefiere olvidar. Casado convocó a la prensa en un auditorio cercano al Congreso de los Diputados para presentar la convención nacional que celebrará en octubre con la que quiere "renovar el pozo ideológico del PP", al que, según cuentan en su equipo, ve algo seco tras la inyección de ideas que la fundación FAES aportó en los años 90.

Sin embargo, las palabras de Isabel Díaz Ayuso de la víspera, cuando puso todos los focos sobre Felipe VI y se preguntó eso de "¿qué hará el Rey con los indultos, le harán cómplice?", obligaron a Casado a corregirla en público y frenar ese argumento que altos cargos de la formación llevaban semanas murmurando en privado. El líder del PP dejó dicho ante los micrófonos que el único "responsable" de esa medida de gracia es Pedro Sánchez, asumiendo que el jefe del Estado firmará los indultos, si finalmente el Gobierno los aprueba, porque esa es su función constitucional.

"Nadie salvo quienes los promueven y los aplauden son responsables de ese acto profundamente inmoral y trágicamente equivocado. No hay más cómplices que ellos en este acto que no clausura, sino que inicia un nuevo proceso de mutación constitucional para hurtar a los españoles su soberanía", afirmó antes de asegurar que Felipe VI ejerce la monarquía parlamentaria "de forma impecable".


El presidente del PP, Pablo Casado, este lunes, en la presentación de la convención nacional que el partido organizará en Valencia el 2 y 3 de octubre.

/ José Luis Roca

Según Casado, los indultos anunciados "añaden más tensión a una sociedad que lo último que necesita de su Gobierno es que debilite las instituciones" y que "premie a quienes atentan contra ellas". Por la tarde, y después de escuchar a su jefe de filas, la presidenta de Madrid rectificó y, en unas declaraciones en la Asamblea, declaró que "el Rey no es cómplice de nada, toda la culpa recae en el presidente del Gobierno". Según Ayuso, su "preocupación" es que esos decretos van a llegar "a la mesa del jefe de Estado y el Rey fue la voz y la esperanza de todos los españoles el 3 de octubre". "Me duele, es una opinión personal, el compromiso al que le van a someter", apuntó.

Una convención "a la americana"

El líder de los populares había enmendado a Ayuso nada más empezar el discurso con el que presentó la convención nacional que está organizando para el 2 y 3 de octubre. Y eligió un escenario lejos de la sede de Génova, ese edificio que en febrero anunció que abandonarían para romper con el pasado y los escándalos de corrupción. El juicio por la 'caja b' y el posible uso de ese dinero negro para pagar las obras de la sede está visto para sentencia, un fallo que probablemente se conocerá en otoño.

Según fuentes de la dirección, el partido sigue anclado en argumentos que la fundación FAES ofreció en los años 90 y el presidente del partido considera que ha llegado la hora de "actualizarlos". Su voluntad es hacer una convención "a la americana", que tenga "una semana muy intensa de trabajos" (del lunes, 27 de septiembre, al viernes, 1 de octubre) y culmine el fin de semana.

Noticias relacionadas

Esos días laborables, el partido organizará cinco mesas de debate en cada una de las cinco comunidades en las que gobiernan, una por cada autonomía (Madrid, Andalucía, Galicia, Murcia y Castilla y León). Los cinco ejes vertebradores serán: Europa y nación; libertades individuales; libre mercado y propiedad privada; Estado de Derecho, e igualdad de oportunidades. En esos actos participarán miembros del PP y también de la sociedad civil con una filosofía "muy transversal", de manera que se dará "sustento ideológico renovado" a los cuadros del partido. Las conclusiones se presentarán el sábado y el domingo en un acto en Valencia, una comunidad en la que los conservadores no gobiernan y a cuyo futuro nuevo líder, Carlos Mazón, quieren dar chancha. Las ideas fuerza escogidas para el cónclave conforman el binomio creer-crear. "Creemos en España, creemos España. Más España y mejor", proclamó Casado.

Sánchez muestra su “extrañeza” por la reflexión de la presidenta madrileña en funciones

La polémica por las palabras de Isabel Díaz Ayuso en Colón indignaron al Ejecutivo central. Era tanto como decirle al Rey que “se salte la Constitución”, que no puede hacer, y lo metía en el centro del debate sobre los indultos, indicaban distintos altos cargos consultados. Este lunes, Pedro Sánchez, al término de la cumbre de la OTAN, en Bruselas, fue bastante más comedido en su respuesta. 


El presidente del Gobierno sostuvo que cuando escuchó la reflexión de la dirigente popular interpelando a Felipe VI le vino a la cabeza una palabra: "Extrañeza”. “Me pareció rara, extraña la declaración, tanto en la forma como en el fondo, y creo que al igual que me pasó a mí cuando la escuché ayer [por el domingo], le habrá pasado al 99,99% de los españoles”, se limitó a expresar ante los periodistas, informa Juanma Romero.