Crisis sanitaria

La reapertura nocturna de la restauración, pendiente de la evolución de las ucis

  • El Govern decidirá "en las próximas horas" si la semana que viene relaja las restricciones

  • Califica de "preocupante" que haya más de 500 camas de cuidados intensivos ocupadas por pacientes de covid

Un grupo de jóvenes bebe y charla en unas mesas de una terraza de un restaurante cerrado por las restricciones, en la Barcelonet, a principios de abril.

Un grupo de jóvenes bebe y charla en unas mesas de una terraza de un restaurante cerrado por las restricciones, en la Barcelonet, a principios de abril. / Manu Mitru

3
Se lee en minutos
Daniel G. Sastre
Daniel G. Sastre

Periodista

Especialista en política catalana y española

Escribe desde Barcelona

ver +

El Govern está pendiente de la evolución de la pandemia para tomar la decisión de rebajar algunas restricciones en la lucha contra el covid, como la prohibición de que las terrazas de bares y restaurantes vuelvan a abrir por las noches. La portavoz de la Generalitat, Meritxell Budó ha mostrado cierto optimismo por la "cierta tendencia a la baja" de la evolución de los datos epidemiológicos que indica que el Govern "se podrá permitir relajar algunas medidas", pero ha llamado la atención sobre la "preocupante" ocupación de las camas de uci.

Los enfermos de covid aún ocupan más de 500 camas de cuidados intensivos en hospitales catalanes, ha recordado Budó. La 'consellera' ha querido ser cauta, pero ha abierto la puerta a relajar las restricciones. "Entre mañana [miércoles] y el jueves se acabará de trabajar en el ámbito del Procicat, en estos momentos aún no podemos hablar de qué medidas se podrán aplicar a partir de la semana que viene a ver cómo podemos avanzar en la relajación", ha dicho.

También, en respuesta a la pregunta de cuándo se podrá abrir la restauración por las noches, ha asegurado que "cuando se puedan abrir determinados ámbitos lo haremos de manera inmediata, no esperaremos ni un día". Pero acto seguido ha añadido: "Iremos viendo en las próximas 24 o 48 horas, para ver qué pasa el próximo lunes. Si la estabilización a la baja se consolida... Las ucis son un dato que nos alerta, que nos dice que aún el sistema sanitario se podría ver colapsado si hay un incremento de los ingresos. Debemos ir observando estos datos. Si se nos permite relajar las medidas, así lo haremos. Queremos que cada paso que demos adelante no represente tener que dar después tres atrás".

Budó tampoco ha querido aclarar si el alcance de la relajación podría afectar también a que la hora del toque de queda, establecido ahora a las 22.00, podría retrasarse. "Prefiero no adelantarme a los acontecimientos", ha dicho. Al respecto, ha subrayado que el Govern está preparando un marco normativo que le permita poder aplicar el toque de queda nocturno en Catalunya a partir del 9 de mayo, cuando presumiblemente se pondrá fin al estado de alarma en todo el país, aunque cualquier decisión de este tipo requerirá del aval de la justicia.

La Generalitat está "estudiando mecanismos para dotarse de un marco normativo en caso de que sea necesario decretar un toque de queda", un "paraguas legal" que podría ser aplicable también en el caso de restricciones de movilidad. La previsión es que ese mecanismo se apruebe en la reunión del Govern de la próxima semana. Según el Ejecutivo catalán, el toque de queda es una medida "drástica pero necesaria".

Noticias relacionadas

Vacunación de policías y guardias civiles

En cuanto al requerimiento del Tribunal Superior de Justícia de Catalunya (TSJC) de que la tasa de vacunación en los cuerpos de la Policía Nacional y la Guardia Civil se equipare en 10 días a la de los Mossos, la 'consellera' no ha aclarado qué piensan hacer ahora. Sí ha dado la versión del Govern sobre la situación. "El plan de vacunación sí que se inició para la Policía Nacional y la Guardia Civil. Fue un poco más tarde que el de los Mossos, porque pudimos disponer después de los datos. No es Catalunya quien para la vacunación, sino que fue el Estado que la paró con AstraZeneca. Se retoma solo para colectivos entre 60 y 69 años. Están paradas toda la vacunación de los servicios esenciales (maestros, Mossos, agentes rurales) por los criterios del Gobierno español. Cuando se retome, también se hará con esos cuerpos. Estamos estudiando la decisión del TSJC", ha dicho.