La precampaña del 4-M

Sánchez acusa a Ayuso de “cruzarse de brazos” ante la pandemia

  • El presidente del Gobierno azuza el miedo a la ultraderecha para movilizar al electorado progresista

Sánchez acusa a Ayuso de cruzarse de brazos ante la pandemia. En la foto, Pedro Sánchez y Ángel Gabilondo durante un acto del PSOE en Madrid. / FOTO Y VÍDEO: ACN / PSOE

Se lee en minutos

Pedro Sánchez suele decir que como jefe del Ejecutivo, ante una coyuntura tan dramática como la de la pandemia, no va a criticar a ningún presidente autonómico. Pero como líder del PSOE es otra cosa. Este domingo, durante un acto de la precampaña de las elecciones madrileñas junto a su candidato, Ángel Gabilondo, Sánchez ha intensificado sus ataques contra Isabel Díaz Ayuso, a la que ha acusado de “cruzarse de brazos” ante el coronavirus. 

El presidente del Gobierno ha resumido los “récords” de la dirigente del PP, a la que todas las encuestas dan como clara ganadora de los comicios, con amplio margen para mantenerse en la presidencia autonómica gracias al apoyo de Vox, al que quizá tenga que hacer un hueco en su futuro Gobierno. “Récord en víctimas en residencias de ancianos. Récord de contagios en todas las horas de la pandemia, prácticamente uno de cada cinco casos en toda España. Récord de lentitud en la vacunación. Récord en descontrol y desmadre, con riesgo para la salud de nuestros mayores. Y récord negativo en ayudas a las empresas afectadas”, ha señalado Sánchez. 

“Injusticia social y corrupción”

Te puede interesar

Frente a los malos augurios que traen consigo los sondeos, los socialistas basan su campaña en el miedo a Vox y un discurso moderado para atraer a los votantes de Cs, ahora en desbandada. “De una vez por todas, sin rubor, la derecha madrileña ha decidido echarse en brazos de la ultraderecha”, ha alertado Sánchez. Un Gobierno del PP y Vox, ha concluido el presidente, solo supondría más “injusticia social, corrupción, demagogia y ultraderecha, todo ello con una capa de transfuguismo”. 

Gabilondo, mientras tanto, ha continuado con su discurso de campaña. El candidato ha vuelto a subrayar que no pactará con Iglesias, porque quiere huir de los “extremismos”, y no subirá los impuestos si gobierna.  Como Salvador Illa el día antes, Gabilondo ha comparado el “independentismo de derechas” de Ayuso, con frases como “España nos maltrata”, con el independentismo catalán y el “España nos roba”.