Vivienda

Iglesias acusa al PSOE de "tensar" el Gobierno al "traicionar" los acuerdos sobre alquileres

  • El vicepresidente segundo pide a sus socios que no "incumplan" el pacto para vivienda

  • Los socialistas rebajan el roce y apuestan por un entendendimiento "en las próximas semanas"

Sesion de Control al Gobierno , en la imagen Pedro Sanchez  y Pablo Iglesias.

Sesion de Control al Gobierno , en la imagen Pedro Sanchez  y Pablo Iglesias. / David Castro

Se lee en minutos

La batalla principal en el seno de la coalición es ahora la regulación de los precios de los alquileres. Tras una semana en que las fricciones entre los socios del Gobierno no han dejado de ir a más, el vicepresidente segundo del Ejecutivo, Pablo Iglesias, ha acusado este martes a los socialistas de "traicionar" el acuerdo que alcanzaron en octubre para regular el mercado de la vivienda. El líder de Unidas Podemos ha asegurado que gestos como este solo sirven para "tensionar" al Gobierno. 

Antes del acto conmemorativo del 40 aniversario del 23-F, Iglesias ha mostrado su malestar con sus socios por "incumplir los acuerdos". El vicepresidente segundo se refería al pacto que firmó con el PSOE para regular el precio de los alquileres en aquellos mercados tensionados. Socialistas y morados alcanzaron este acuerdo a mediados de octubre, cuando Iglesias amenazó con no apoyar los Presupuestos Generales del Estado si no se incluía esta medida. 

No obstante, el ministro de Transportes, José Luis Ábalos, rechazó el pasado lunes establecer un control de precios del alquiler en la futura Ley de Vivienda. El dirigente socialista, en cambio, abogó por promover incentivos fiscales. "Lo pactado obliga", le respondió rápidamente la secretaria de Estado para la Agenda 2030, Ione Belarra, una de las dirigentes moradas más críticas con el PSOE.

Este martes, Iglesias ha insistido en que se debe cumplir lo pactado. "Este Gobierno no existe porque nos llevemos muy bien, sino porque hay un acuerdo de Gobierno con compromisos. Uno de esos compromisos es que hay que regular los alquileres", ha explicado. "Es un error tensionar el Gobierno planteando que se puede incumplir un acuerdo o que se puede traicionar la palabra dada", ha sentenciado, en un aviso a sus socios.

La respuesta del PSOE

La advertencia no ha calado en el sector socialista del Gobierno. Tras el Consejo de Ministros, la portavoz, María Jesús Montero, no ha mostrado especial prisa por alcanzar el acuerdo con Podemos. También ha reconocido que hay "discusión" sobre las herramientas para regular el mercado de alquiler. Pero las ha minimizado, dando por hecho que habrá pacto. "Ojalá ocurra en las próximas semanas", ha dicho. "No contemplo ninguna situación que no sea el acuerdo", ha señalado Montero, que ha negado que el PSOE busque "incumplir" lo suscrito antes de los Presupuestos.

A su juicio, los continuos roces entre morados y socialistas están siendo magnificados, porque en realidad, ha argumentado, su sintonía alcanza a casi todas los asuntos. "Estamos ante un Gobierno estable, firme, totalmente comprometido con el programa para esta legislatura. Un programa que está cumpliendo de forma satisfactoria. La coincidencia entre los dos partidos suele ser prácticamente completa, pero somos fuerzas distintas y puede ocurrir que en algunas materias tengamos matices o posiciones distintas", ha explicado la portavoz.  

Horas más tarde, el presidente del Gobierno ha restado importancia a los roces que sus socios. "Es la primera experiencia que tenemos en gobierno de coalición", ha explicado Sánchez en la sesión de control al Gobierno en el Senado. El jefe del Ejecutivo ha asegurado estar "satisfecho con el funcionamiento de la coalición" en este primer años de legislatura. A este respecto, ha reconocido que PSOE y Unidas Podemos tienen diferencias por son "fuerzas distintas", pero que les "unen más cosas" de las que les separan.

Presión desde En Comú Podem

Iglesias no ha sido el único dirigente morado que ha criticado a sus socios de Gobierno. "Si un Gobierno de coalición no sirve para regular los alquileres, ¿para qué sirve un Gobierno de coalición progresista?", ha preguntado el portavoz de En Comú Podem, Gerardo Pisarello. En la misma línea que el vicepresidente segundo, ha señalado que aceptaron entrar dentro del Ejecutivo "porque había un compromiso escrito" según el cual iban a "tener los alquileres regulados, se podían mejorar sustancialmente los salarios y las pensiones". 

Te puede interesar

El anuncio de Ábalos no solo ha molestado a Unidas Podemos. El líder de Más País, Íñigo Errejón, ha querido recordar al PSOE que la regulación de los alquileres es un compromiso del propio Pedro Sánchez. A continuación, ha avisado al presidente del Gobierno de que a la coalición le falta 21 diputados para la mayoría absoluta y que, por lo tanto, no puede romper sus promesas. 

"Por desgracia, empieza a llover sobre mojado", ha dicho Errejón sobre los incumplimientos de la coalición. "Dijeron que iban a derogar la reforma laboral y no lo han hecho, dijeron que iban a derogar la 'Ley mordaza' y no lo han hecho, que iban a regular los precios de los alquileres y no lo han hecho. Llevamos poco más de un año de Gobierno y el balance no es bueno", ha sentenciado.