Sentencia del Supremo

Bassa y Forcadell vuelven a prisión entre protestas independentistas

Paluzie califica la revocación del tercer grado a los presos indepentistas de "represión política"

Unas 300 personas protestan ante cárceles en Barcelona y Figueres. "Digan lo que digan, el diálogo y la negociación estarán siempre", ha afirmado Bassa al entrar en la cárcel de Figueres

Carme Forcadell entrando a la cárcel de Wad-Ras

Carme Forcadell entrando a la cárcel de Wad-Ras / ÁLVARO MONGE

Se lee en minutos

Un centenar de vehículos y unas 200 personas convocados por la ANC se han desplazado este viernes a partir de las 18.30 horas, desde once puntos de Barcelona, para protestar contra la revocación del tercer grado de los líderes independentistas presos, y sobre las 19 horas han llegado cinco columnas de coches a la prisión de Wad-Ras para esperar la llegada de la expresidenta del Parlament Carme Forcadell, que regresaba a la cárcel después de que el Tribunal Supremo le haya revocado la aplicación del tercer grado penitenciario.

Con banderas independentistas y gritando consignas como 'Libertad presos políticos', otro centenar de personas también se ha concentrado a las puertas de la cárcel de Puig de les Basses, en Figueres (Girona), donde se ha hecho una marcha de vehículos convocada por la ANC desde varias localidades gerundenses, para acompañar a la 'exconsellera' Dolors Bassa, que ha vuelto a entrar en la prisión.

Bassa ha asegurado minutos antes de entrar en la cárcel que "digan lo que digan, el diálogo y la negociación estarán siempre". Bassa, visiblemente afectada y acompañada de sus hijos y su hermana, la diputada de ERC Montse Bassa, ha querido dirigir unas palabras al centenar de personas que la apoyaban: "Hagan lo que hagan, no nos rendiremos, seguiremos adelante", ha dicho. La 'exconsellera' también ha reiterado que sus "convicciones" están intactas y que, a pesar de la "rabia e impotencia" de este viernes, continuarán "adelante". También han acudido los 'consellers' de ERC Chakir El Homrani y Teresa Jordà, el vicepresidente de Òmnium Cultural, Marcel Mauri, la diputada de la CUP Mireia Vehí y la alcaldesa de Figueres, Agnès Lladó, entre otros.

Concentración de la ANC ante Wad-Ras

Forcadell, por su parte, ha llegado hacia las 20.50 horas al centro penitenciario de Wad-Ras, donde un grupo de independentistas, entre ellos el vicepresidente del Govern, Pere Aragonès, y el presidente del Parlament, Roger Torrent, se han concentrado a las puertas de la cárcel para mostrarle su apoyo. Antes de entrar en prisión, Forcadell ha agradecido que los independentistas siempre la hayan apoyado: "Nunca os agradeceremos suficientemente todo el apoyo. Sabemos que nos queréis y sobre todo sabemos que persistiréis y persistiremos", ha indicado. 

La actual presidenta de la Assemblea Nacional Catalana (ANC), Elisenda Paluzie, ha afirmado que la decisión del Supremo de revocar la semilibertad de los nueve condenados por el proceso soberanista es "un episodio más de represión política" y que "es evidentísimo que el derecho penitenciario cuando se analiza, da beneficios penitenciarios y tiene en cuenta cuestiones como la socialización, que evidentemente cumplen" los presos.

Te puede interesar

Paluzie ha preguntado irónicamente: "¿Cómo quieres rehabilitar haber organizado un referéndum de autodeterminación que es un acto democrático?, ¿Cómo pretenden rehabilitar haber hecho una declaración de independencia parlamentaria democrática desde un Parlament democrático?, esto no es rehabilitable porque son actos políticos".

La presidenta de la Assemblea ha manifestado que "toda esta causa es una causa de represión y criminalización", y ha agradecido a todas las personas que se están manifestando constantemente y dan apoyo a los líderes independentistas presos, y ha ratificado que su objetivo es seguir trabajando para conseguir la independencia.