Dolors Bassa envía "a la mierda" a los poderes del Estado

La 'exconsellera' reacciona indignada ante la decisión de la justicia de revocar los permisos de los presos del 'procés'

Dolors Bassa sale de la cárcel Puig de les Basses, el miércoles.

Dolors Bassa sale de la cárcel Puig de les Basses, el miércoles. / ACN

Se lee en minutos

El Periódico

La 'exconsellera' Dolors Bassa reaccionado indignada a las decisiones judiciales que suspenden los permisos de los que disfrutaban los presos del 1-O, ella misma entre ellos. En un contundente mensaje en Twitter publicado a primera hora de este jueves, Bassa ha enviado "a la mierda" a los tres poderes del Estado: legislativo, ejecutivo y judicial.

"Hoy (892 días en prisión) me apetece salir por la puerta de la cárcel y gritar al cielo: 'Iros a la mierda", dirigido (supongo) a los poderes establecidos: judiciales, legislativos y ejecutivos", ha escrito. "Pienso en Oriol Junqueras, Joaquim Forn, Raül Romeva, Jordi Sànchez y Jordi Cuixart. ¡Indignación y rabia!", ha añadido.

Bassa aún disfruta del tercer grado penitenciario y no le afecta por ahora la decisión judicial de suspender ese tercer grado a Junqueras, Romeva, Forn, Sànchez y Cuixart. Desde este martes ninguno de ellos puede ya salir de la cárcel. Además, la Fiscalía del Tribunal Supremo también ha recurrido los permisos que los presos del 'procés' disfrután vía el artículo 100.2 del régimen penitenciario y que les permiten salir de la cárcel a trabajar o realizar un voluntariado. 

Te puede interesar

Los independentistas presos están pues de nuevo clasificados en segundo grado –el más habitual entre los reos– y solo podrán disfrutar de nuevo del artículo 100.2 del reglamento penitenciario –que les permitía salir de la cárcel unas horas a trabajar y a hacer voluntariado– si lo aprueba otra vez la junta de tratamiento de la prisión.

La fiscalía aún no ha presentado recurso contra los 'exconsellers' Dolors Bassa, Jordi Turull y Josep Rull  por lo que de momento ellos siguen con el tercer grado. Y falta por ver la resolución del juez sobre la expresidenta del Parlament Carme Forcadell.