El Govern admite haber sido "engañado y despreciado" por Nissan

El Executiu congela el aumento de la tasa turística hasta el 2021

Economia aun no ha calculado económico del coste de romper con Ferrovial

La ’consellera’ de Presidència, Meritxell Budó.

La ’consellera’ de Presidència, Meritxell Budó. / Europa Press

Se lee en minutos

Xabi Barrena

La ‘consellera’ de Empresa, Àngels Chacón, lamentó este martes que la dirección de Nissan no haya dado respuesta a la propuesta de los gobiernos, central y autonómico, de realizar nuevos modelos en la planta de la Zona Franca. Al hilo de las declaraciones de Nissan Europa, Gianluca de Ficchy, Chacón admitió que las administraciones "han sido engañadas, se les ha ocultado información y han recibido el desprecio" de la multinacional japonesa. Con todo, y "sabiendo que es difícil",  Chacón se negó a hablar de un plan b por cuanto ello sería dar por perdida cualquier opción de que la fábrica no sea cerrada.

En la rueda de prensa posterior al consejo semanal, el Govern anunció este martes la congelación de la tasa turística para este 2020 y el aplazamiento de la subida prevista hasta el 1 de enero del 2021. Además, se mantiene el cierre del ejercicio 2019, para el sector hostelero, que debía hacerse en abril, para el mes de octubre.

Menos tiempo para los "ricos"

Asimismo, el vicepresidente Pere Aragonès, también detalló que el final del estado de alarma, previsto para el día 21 no supondrá la reactivación y mantenimiento  de los plazos de los impuestos que dependen de la Generalitat. Así, Aragonès dio cuenta de que el pago de estos se extenderá en el tiempo, en función del tipo mismo de tributo. Aquellos que afectan “a los ricos o a grandes corporaciones, se prolonga el plazo solo siete días; el de sucesiones”, que afecta a una mayor parte de la población, “la prórroga será de dos meses”. La fecha en que empiezan a contar los plazos será el 1 de juliol, 10 días después del final del estado de alerta.

Aragonès también aseveró que prioriza la reforma del presupuesto recientemente aprobado a empezar a bosquejar el del 2021. Eso sí, el vicepresidente cerró filas con Torra cuando se le preguntó por un posible anticipo electoral. “El Govern está centrado en la gestión de la pandemia. Tenemos mucho trabajo”, aseveró. También anunció el inicio de una ronda de contacto con los partidos parlamentarios para dar a concoer las medidas el Executiu para hacer frente a la crisis.

Revertir el contrato

El Govern confirmó también su voluntad de dar marcha atrás en el contrato con Ferrovial para el seguimiento de la pandemia, aunque no se ha fijado aun una cifra del importe de la indemnización  la empresa. “Cuando llegue el momento veremos si ha lugar esa indemnización y por cuánto”, sentenció Aragonès.

El también líder de ERC aseveró que el criterio que se va a seguir para dar apoyo o no al real decreto ley de medidas posalerta es “la defensa de las competencias. No solo porque sean de la Generalitat, sino porque tenemos la experiencia y el conocimiento” para fijar las normas del final del desconfinamiento.

Ambos sectores del Govern, el posconvergente y el republicano, coincidieron en que la Generalitat siempre se halla a punto para sentarse a dialogar “más allá de que se hayan roto algunas confianzas”, apuntilló la portavoz del Executiu, Meritxell Budó.

Te puede interesar

En cuanto a la comisión bilateral, que el Govern pretende que sea el foro donde debatir las cuestiones más pecuniarias, dejando para l amesa de gobierno sla resolución estrictamente del conflicto político, Budó reconoció que la pandemia ha cambiado las prioridades y que ello obliga a un replanteo. Por ejemplo de ese cambio de prioridades se halla la voluntad del Govern de gestionar el importe minimo vital que recientemente ha aprobado el Gobierno.

No dio pistas Budó sobre si el área de Barcelona pasará o no a la fase, o como mínimo si el Govern lo solicitaría, pero si aventuró que en esta verbena de Sant Joan no se verán “fiestas multitudinarias en la playa”, es decir, que en esa fase 3, el Govern seguirá manteniendo una línea de prudencia.