21 sep 2020

Ir a contenido

Casado ve "aberrante" que Sánchez pueda pedir otra prórroga de la alarma

El Gobierno estudia la posibilidad de que continúe en algunas comunidades y en otras no

El líder del PP pide a los barones socialistas que se planten ante al pacto del Ejecutivo con Bildu

Pilar Santos

Pablo Casado, durante la rueda de prensa en la sede del PP, la primera con periodistas en la sala desde que se decretó el estado de alarma.

Pablo Casado, durante la rueda de prensa en la sede del PP, la primera con periodistas en la sala desde que se decretó el estado de alarma. / EFE / MARISCAL

El PP volverá a votar en contra de una nueva prórroga del estado de alarma si Pedro Sánchez pide alargarlo más. El presidente de los conservadores, Pablo Casado, considera que es una "aberración constitucional" continuar con esa figura recogida en la Carta Magna con la que el Ejecutivo central ha puesto límites a los movimientos y las actividades de los españoles durante más de dos meses. En opinión de Casado, España debería estar "ya fuera de la excepcionalidad" porque la legislación ordinaria vigente permite tomar medidas para evitar los contagios del covid-19. "No es una cuestión de derrocar al Gobierno", ha afirmado en una rueda de prensa, "sino evitar más muertes, más contagios y más parados". 

Casado no ve bien el estado de alarma asimétrico que Moncloa estudia en estos momentos. En la Conferencia de Presidentes del domingo, Sánchez aseguró que algunas comunidades estarán fuera ya de la alarma en los próximos días, dando a entender que otras, más rezagadas en la contención del coronavirus y en las medidas de protección, pueden seguir sujetas a esas limitaciones extraordinarias. El Gobierno no ha asegurado todavía si pedirá alargarlo más allá de 7 de junio, el último día de la prórroga vigente.

Ante las declaraciones de Sánchez, el sábado, avisando de que hay cuatro años de legislatura por delante ante los intentos de la derecha de intentar "derrocar al Gobierno", Casado ha indicado que "le vuelve a traicionar el subconsciente" al pensar que "todos son como él", aludiendo al refrán el 'el ladrón cree que todos son de su condición'. "No es una cuestión de derrocar al Gobierno sino de evitar más muertes, más contagios y más parados. Es mi obligación y a mí me pagan para servir a los españoles. Y como mejor puedo servir a los españoles es diciendo lo que creo que es mejor para protegerles", ha respondido a una pregunta sobre el comentario del jefe del Ejecutivo. Casado ha defendido todas las propuestas que ha hecho y ha dicho que él no se está encerrando en el "no es no", el eslogan de Sánchez cuando se opuso a la investidura de Mariano Rajoy.

"Como pollo sin cabeza"

El líder del PP ha hecho esta reflexión en una rueda de prensa en la sede del partido, la primera con periodistas presentes desde que estalló la pandemia. Casado ve a Sánchez actuar "como pollo sin cabeza" en la desescalada, con "bandazos", a "trompicones" y con continuas "rectificaciones", si bien ha dicho que "acierta" al dar marcha atrás en algunas de sus decisiones. 

Según el dirigente conservador, el pacto del PSOE con Bildu para derogar la reforma laboral muestra la inestabilidad del Gobierno. Ve como una "falta de respeto" que Sánchez diga que España sale más fuerte de esta crisis con más de 30.000 fallecidos, cuatro millones de parados y Ejecutivo que depende de Bildu.

Casado ha hecho un llamamiento a los dirigentes autonómicos socialistas para que se planten ante Sánchez para que el Ejecutivo no dependa de los "proetarras". Por mucho menos, ha afirmado, los barones propiciaron la destitución del secretario general socialista hace tres años.