31 may 2020

Ir a contenido

crisis sanitaria

Núria Marín (PSC) critica la "ineficaz" gestión de la Generalitat en el coronavirus

"No he visto estrategia ni autoridad definidas", afirma la presidenta de la diputación de Barcelona

La alcaldesa de L'Hospitalet responde la misiva que mandó ayer el presidente de la Generalitat pidiendo cooperación del mundo local

Elisenda Colell

Qum Torra y Núria Marín.

Qum Torra y Núria Marín. / EUROPA PRESS

La presidenta de la diputación de Barcelona y alcaldesa de L'Hospitalet de Llobregat, Núria Marín (PSC), ha respondido este domingo a la carta que ayer mandó el 'president' de la Generalitat, Quim Torra, en la que pedía la colaboración del mundo local para poder hacer frente a la pandemia del coronavirus en Catalunya y a las consecuencias sociales y económicas que le seguirán. "Espero y deseo que por fin estemos todos a la altura cuando llegue el momento", ha dicho Marín, que también ha criticado la gestión de la Generalitat durante la pandemia, especialmente en relación a la mortalidad en los geriátricos. 

En la carta del pasado sábado, Torra agradecía al mundo local estar "a primera línea" de las consecuencias del covid-19, y le pedía "cooperación" para poder trabajar juntos la emergencia, pero también ante las consecuencias económicas y sociales que acarreará el parón y el confinamiento. Marín ha respondido tajante: "será un reto enorme, espero que estén a la altura". La socialista ha dado por seguro que los municipios van a ser los primeros en tratar de "recuperar la economía" y "proteger las personas y las familias que hayan sido más afectadas". 

Modificar leyes

Marín también ha agradecido a Torra que mencionara que hay que modificar las leyes que aprobó el PP en la legislatura de Rajoy para que los ayuntamientos puedan rebajar su techo de gasto y tener más capacidad financiera. "Valoro mucho tener ahora el apoyo del Govern de Catalunya", remacha Marín. Y es que fuentes del ente supramunicipal apuntan que hasta hoy la Generalitat permanecía en silencio con esta situación que vivía el mundo local. "No podemos crear recuperar el país si los ayuntamientos no podemos invertir", justifica Marín. 

Sin embargo, la carta de la socialista termina con un final amargo. Es crítica con la gestión del Govern ante la crisis sanitaria: "Nunca he visto una estrategia ni una autoridad definidas", lamenta en relación a la situación que están viviendo los geriátricos, competencia de la Generalitat. "Han llegado tarde y mal, lo que está provocando gran angustia a los internos, familiares y cuidadores", señala.

La crisis de las residencias para la tercera edad no es la "única" cuestión que ha generado "dudas" a Marín. Fuentes del ente apuntan, por ejemplo, la escasez de tests para el mundo local y la delegación precipitada a los ayuntamientos de las becas de comedor. "Ahora toca trabajar en superar la emergencia, aprender de los errores y dejar para más adelante el análisis y la crítica de lo que entiendo que no se ha hecho ni de forma eficaz ni diligente", termina la carta.