06 jun 2020

Ir a contenido

El PP reprocha al Gobierno estar yendo por detrás de los acontecimientos

Los conservadores afirman que el Ejecutivo tiene una actitud "reactiva" más que "proactiva" ante el virus

"Leales somos, lo que no pueden esperar es que nadie comente nada ni critique nada", sentencian los populares

Miguel Ángel Rodríguez

El presidente del PP, Pablo Casado, junto Teodoro García Egea, secretario general del partido.

El presidente del PP, Pablo Casado, junto Teodoro García Egea, secretario general del partido. / DAVID CASTRO

El Partido Popular reprocha al Ejecutivo estar "yendo por detrás de los acontecimientos" en la crisis del coronavirus. Así lo ha asegurado el senador conservador Rubén Moreno tras la reunión de la comisión del PP de seguimiento del covid-19 que ha presidido el líder de los populares, Pablo Casado. Según ha explicado Moreno, "es fácil concluir que el Ministerio de Sanidad y el Gobierno se están comportando con carácter reactivo más que proactivo". 

"No es una crítica, es una evidencia", ha apuntado el dirigente conservador que estuvo al frente de la secretaría general de Sanidad y Consumo del Ministerio durante los años 2014-2015. Un periodo en el que tuvo que enfrentar los ataques por la gestión de la crisis del ébola y de la hepatitis C. Continuando con el análisis que hacen desde el PP, Moreno ha asegurado que "ir por detrás no te permite gestionar los riesgos".

Moreno también se ha referido a la escasez de material sanitario en España. En su opinión, el Gobierno debería haber estado planificando esta situación cuando la Organización Mundial de la Salud situaba la pandemia en sus niveles iniciales. "Si llegas al partido en el último minuto te vas a encontrar con un marasmo internacional en el que todo el mundo va a estar peleando por las mismas cosas", ha afirmado. 

Casado ha publicado un tuit tras la reunión en el que ha pedido que se cree una comisión de control específica sobre las acciones que lleva a cabo el Gobierno en relación a esta crisisi y ha solicitado que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, compareza cada semana. "Además de nuestros votos les vendría bien nuestra experiencia", sentencia. 

Mediados de abril

Además, el senador popular ha querido hacer hincapié en cuáles son los planes que está preparando el Gobierno para activar una vez se alcance el pico de contagios. "No saben lo que vamos a hacer después de que alcancemos el pico", ha sentenciado. 

Respecto a cuándo se podría alcanzar ese pico, Moreno ha señalado que las previsiones que barajan en el partido popular es que el punto máximo de contagios se produzca en la segunda o tercera semana de abril y que, a partir de ahí, vayan disminuyendo. Un pronóstico que podría exigir seguir ampliando el estado de alarma. 

Tregua política 

El comienzo de la crisis estuvo marcado por una tregua política en la que todas las fuerzas llamaron a dejar a un lado sus diferencias y remar en la misma dirección. Sin embargo, el pasado miércoles en el debate celebrado en el Congreso de los Diputados para prorrogar el estado de alarma se pudo observar que Casado ya se desmarcaba un poco de este posicionamiento y lamentaba la "ineficacia" del Ejecutivo.

Moreno ha defendido que "no se le puede criticar a la oposición el hecho de si es leal o no". "Leales somos, pero lo que no puede esperar el Gobierno es que nadie comente nada ni critique nada", ha continuado.