PLENO DEL PARLAMENT

JxCat no vota en señal de protesta por la retirada del escaño a Torra

Los posconvergentes no se pronuncian y dejan caer los presupuestos que diseñaron

Torra, con diputados de JxCat.

Torra, con diputados de JxCat. / ELISENDA PONS

2
Se lee en minutos
Júlia Regué
Júlia Regué

Periodista

Especialista en información del Parlament de Catalunya, siguiendo la actualidad política catalana

Escribe desde Barcelona

ver +
Roger Pascual
Roger Pascual

Periodista

Especialista en fútbol, baloncesto, balonmano

Escribe desde Barcelona

ver +

Los posconvergentes renunciaron este lunes a votar en el pleno en solidaridad con el ‘president’ Quim Torra, después de que la Mesa del Parlament acordara dar cumplimiento a la orden de la JEC de retirarle su escaño. El portavoz del partido, Albert Batet, sostuvo que no se pronunciarán en ninguna votación hasta que esta decisión sea revertida.

Debido a esta maniobra, los presupuestos del Parlament que diseñó el vicepresidente primero del Parlament, Josep Costa, fueron rechazados en el hemiciclo por primera vez desde el restablecimiento de la Cámara catalana. Ningún partido votó a favor de estas cuentas y la votación se quedó en 82 abstenciones, 16 noes y 4 votos no emitidos. Torra no se encontraba en el hemiciclo a la hora de la votación. 

Las cuentas del Parlament generaron una trifulca entre los socios de Govern que no pudieron reconducir. JxCat trató de evitar que se llevaran al pleno sin el apoyo de ERC pero los posconvergentes no cedieron a los requisitos de los republicanos para modificar el sentido de su voto. 

Exigencias

El presidente del Parlament, Roger Torrent, pedía una partida específica para acoger una cumbre europea de parlamentos adheridos a la Francofonía y otra para difundir los actos conmemorativos del 40 aniversario del restablecimiento del Parlament, algo que JxCat consideró un «patrocinio personal». 

JxCat acordó hace dos semanas los presupuestos con el grupo de Ciudadanos y con el PP y esto permitió aprobarlos en una reunión de la Mesa ampliada, aunque ERC, PSC y la CUP se abstuvieron, y los ‘comuns’ votaron en contra. El esbozo incluía un incremento del 1,75% del sueldo de los diputados y un aumento del 2% en el caso de los trabajadores de la Cámara. 

Noticias relacionadas

Al ver el revuelo que generó su pacto con Cs y PPC, JxCat intentaron consensuarlos con ERC pero no llegaron a ningún acuerdo. Costa deberá diseñar ahora unos nuevos presupuestos que serán evaluados en una Mesa ampliada aún por convocar. Una vez pactados, deberán ser sometidos de nuevo a votación en el pleno. De igual forma deberá acordar los presupuestos del Síndic de Greuges, que fueron rechazados por los mismos motivos. Las cuentas relativas a los presupuestos de los organismos autónomos dependientes del Parlament, el del Consejo de Garantías Estatutarias y el de la Sindicatura de Cuentas sí fueron aprobados.

La decisión de JxCat provoca el bloqueo del Parlament, porque su decisión puede impedir la tramitación de las próximas iniciativas, entre ellas, la aprobación de los presupuestos de la Generalitat pactados con los ‘comuns’ y que prevén llegar este miércoles a la Cámara catalana para empezar el recorrido reglamentario antes de votación.