Ir a contenido

SESIÓN DE CONTROL

Torra pone en la picota a los Mossos mientras Buch los defiende

El 'president' da la razón a las tesis de la CUP sobre la violencia policial y exige "responsabilidades"

En un agrio intercambio con tintes electoralistas, la oposición desautoriza al 'president', que ataca a PSC y Cs

Xabi Barrena Júlia Regué Fidel Masreal

Quim Torra, en los pasillos del Parlament.

Quim Torra, en los pasillos del Parlament. / ACN

El Parlament ha sido este miércoles el escenario en el que el Govern ha puesto en evidencia su fractura a cuenta de la polémica actuación de los Mossos d'Esquadra en los episodios de violencia de la semana pasada. El 'president' Quim Torra, en un tono muy contundente, ha vuelto a exigir a la policía depurar "responsabilidades" e incluso ha dado la razón a las tesis de la CUP sobre la actuación policial. Lo ha hecho cuando, minutos antes, el 'conseller' de Interior, Miquel Buch, defendía la actuación policial. La oposición ha sido especialmente dura con Torra al que le ha pedido la dimisión (el PSC), lo ha calificado de "peligro público" (Ciutadans) y le ha reclamado que se someta a una cuestión de confianza (los 'comuns').

La CUP ha enumerado una serie de hechos constitutivos, según esta formación, de mala praxis de los Mossos y ha preguntado a Torra "por qué no ha cesado todavía" a Buch. En su respuesta, lejos de defender al 'conseller', el 'president' se ha abonado al relato de los hechos de los anticapitalistas: "¿Se cree que a mí me han gustado muchas de las imágenes y actuaciones de estos días? ¿Cree que me han gustado estas actuaciones? Ha sido una semana de complejidad enorme", ha afirmado con vehemencia. Y a renglón seguido, y con un tono contundente, ha recordado que exigirá iniciar "inmediatamente" las investigaciones internas y "depurar todas las responsabilidades" y aplicar sanciones si ha habido extralimitaciones. También ha recordado su propuesta de abrir una comisión de investigación en el Parlament al respecto de la actuación del conjunto de fuerzas de seguridad.

Previamente, el portavoz de Junts per Catalunya (JxCat) Eduard Pujol, ya había requerido explicaciones al propio 'conseller' en una pregunta en un tono crítico pese a tratarse del 'conseller' del Govern al que JxCat apoya. Pujol ha hablado de que la idea de una policía pulcra "choca con las imágenes que se ha visto y que dañan la idea de policía moderna, medida, que huye de los excesos" y ha demandado a Buch abrir expedientes y depurar responsabilidades.

Buch se defiende de los suyos

En este contexto, el 'conseller', en un tono muy medido y conciliador, ha salido en defensa de los Mossos ("Catalunya no tiene un problema de orden público" sino "un problema político"), a los que ha trasladado de nuevo su confianza y de los que ha dicho que tienen una "autoexigencia permanente". Buch ha venido a decir que pese a la comisión de investigación ya existen mecanismos de control interno y externo y ha recordado que en diez años se ha sancionado a 514 agentes por mala praxis.

En este contexto, ha sido el PSC y Ciutadans los que han salido en defensa de los Mossos. "Su Govern es el mundo al revés, para un Govern la policía del país tiene presunción de profesionalidad", ha opinado el socialista Miquel Iceta.

La oposicion y Torra

El resto de la sesión de control se ha convertido en un choque preelectoral en el que socialistas, Ciutadans y 'comuns' han exigido a Torra que de un paso a un lado. Los 'comuns' han propuesto a Torra que se aparte o que se someta a una cuestión de confianza por "falta de liderazgo", citando lo afirmado por Jordi Sànchez; el socialista Miquel Iceta le ha reprochado que no esté "a la altura" y ha pedido elecciones. El 'president' ha pasado al ataque afirmando que el destino de Ciutadans "es el fracaso" y acusando a Pedro Sánchez, presidente en funciones, de "dejadez de funciones" sin "visión de Estado".

Ciutadans, al límite

En sus intervenciones, siempre agresivas, Ciutadans ha bordeado las lineas rojas, en una intervención de la diputada, Munia Fernández-Jordán, que ha afirmado que "del nacionalismo siempre nace la desigualdad, son herederos del mal que asoló la Europa del siglo XX".