Ir a contenido

VIOLENCIA EN CATALUNYA

El PP culpa al Gobierno de impedir a Casado que visite la Jefatura de Policía de Via Laietana

El líder popular no ha podido saludar ni siquiera a los agentes que se encontraban en el exterior del edificio

289 agentes han sido heridos en los disturbios: 154 mossos, 134 policías nacionales y 1 guardia urbano

El Periódico / Europa Press

Casado habla con un mando policial en la Jefatura de Via Laietana, acompañado de Álvarez de Toledo, Bou y Fernández.

Casado habla con un mando policial en la Jefatura de Via Laietana, acompañado de Álvarez de Toledo, Bou y Fernández. / EFE / QUIQUE GARCÍA

El Partido Popular ha responsabilizado este lunes a la Delegación del Gobierno en Catalunya de cambiar de criterio e impedir al líder del PP, Pablo Casado, visitar las instalaciones de la Jefatura Superior de Catalunya, según han informado fuentes de la dirección nacional de la formación. [Sigue las últimas noticias de Catalunya y Barcelona aquí].

El PP ha anunciado este lunes que Casado -tras asistir al Desayuno Informativo de Europa Press en Madrid- se desplazaría a la Jefatura de Policía en Via Laietana para dar su apoyo a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado frente a los altercados violentos que se están produciendo en las calles en protesta por la sentencia del 'procés'.

Según el último balance, hasta este lunes por la mañana se contabilizaban un total de 289 agentes heridos: 154 de los Mossos d'Esquadra, 134 de la Policía Nacional y uno de la Guardia Urbana.

El PP asegura que tenía permiso

Desde 'Génova' han señalado que el PP tenía "permiso" de la Delegación del Gobierno para entrar en la Jefatura, pero que cuando Casado, Alejandro Fernández y Cayetana Álvarez de Toledo han llegado allí no les han permitido la entrada.

Según las mismas fuentes del PP, ni siquiera les han dejado saludar a los fuerzas de seguridad que estaban en el exterior, a pesar de que Casado "simplemente quería saludar a los agentes de policía".

El PP considera que esas instrucciones vienen de la Delegación del Gobierno en Cataluña que, en un principio no había puesto inconveniente a esa visita y luego ha cambiado de opinión, según las mismas fuentes.

El Partido Popular, que ha destacado la ausencia del comisario jefe cuando Casado se ha desplazado a la Via Laietana, ha insistido en que la culpa no es de los policías, que solo reciben órdenes, han añadido fuentes de los 'populares'.

"La neutralidad política"

El Ministerio del Interior ha asegurado este lunes que "se sigue el mismo protocolo de siempre" al no autorizar que Casado visite esas instalaciones. "Los partidos nunca han tenido autorización para entrar en jefaturas o delegaciones", han explicado desde este departamento que dirige Fernando Grande-Marlaska.

Y se ha añadido que las visitas no pueden interrumpir el funcionamiento diario de las dependencias policiales y que el protocolo obliga a la "neutralidad política".

Antes de la visita a la Jefatura, Casado ya ha criticado que no le fueran a dejar entrar y lo ha achacado a que ese cambio de opinión podía deberse a que quería visitar esas instalaciones Sánchez, que también se ha desplazado a Barcelona este lunes. "Probablemente no podremos entrar porque querrá entrar él", ha enfatizado.

En cualquier caso, el presidente de los 'populares' ha defendido esa visita de Sánchez. "Nos parece estupendo", ha recalcado, para añadir que su partido no "está en el electoralismo" y lo que quiere es que el Gobierno de España visite a los heridos, ofrezca más medios para afrontar los disturbios y haya un "mando único" para coordinar a todas las fuerzas de seguridad.

A principios de octubre el líder de Vox, Santiago Abascal, intentó pero tampoco pudo acceder a dependencias policiales en Catalunya. La Guardia Civil no le dejó pasar aludiendo a las estrictas normas de protocolo y seguridad del instituto armado.