Ir a contenido

ALTERCADOS EN CATALUNYA

Marlaska pide al Govern una condena firme de la violencia tras reunirse con Buch

El ministro del Interior y el 'conseller' han analizado en Barcelona los disturbios

Roger Pascual Juan José Fernández

Fernando Grande-Marlaska pide al Govern una condena firme de la violencia tras reunirse con Buch.

Fernando Grande-Marlaska pide al Govern una condena firme de la violencia tras reunirse con Buch. / TONI ALBIR/EFE

El ministro del Interior en funciones, Fernando Grande-Marlaska, ha viajado este sábado a Barcelona donde se ha reunido con el 'conseller' d'Interior, Miquel Buch, y los mandos policiales encargados del operativo de seguridad en Catalunya. Tras la cita, el ministro ha exigido una condena firme de la violencia al Govern. [Sigue las últimas noticias de Barcelona y Catalunya en directo.]

"Se está controlando la situación. Hay una violencia importante, grave, organizada, con mando, pero reitero que no estamos desbordados. Esta es una situación de orden público grave, a la cual el Estado está dando respuesta", ha sentenciado el ministro desde la delegación del Gobierno. "He venido a Barcelona ante todo para hacer un reconocimiento del altísimo coste personal que están poniendo los policías nacionales, los Mossos, la Guardia Civil y la Guardia Urbana. Quiero agradecer en el nombre del Gobierno de España su generosa entrega", ha señalado.

 "La coordinación entre cuerpos policiales está siendo extraordinaria. No importa el color del uniforme, sino la entrega para garantizar los derechos de la ciudadanía", ha subrayado Grande-Marlaska.

El ministro ha incidido en que se está actuando "con proporcionalidad en el uso progresivo de medios antidisturbios. No hay más que remitirse al número de agentes heridos, 101 solo en la jornada de ayer, algunos muy graves, y más de 300 estos días", ha dicho, para añadir: "Lamento mucho que haya manifestantes heridos, y al mismo tiempo no vamos a tolerar la agresión física a policías, mossos y guardias civiles. No puedo permanecer impasible ante el vandalismo en algunas localidades de Catalunya".

"Que está el independentismo violento detrás de estos hechos no admite discusión", ha asegurado Grande-Marlask, quien ha confirmado que las Fuerzas de Seguridad están "determinando el grado importante de organización en la realización de esta violencia".

En este sentido ha reclamado una postura más firme de la Generalitat en la condena de la violencia, con una alusión directa al 'president'. "Llevamos cinco días en los que no se ha producido una condena firme de la violencia por el 'president' Torra, ni de miembros de su gobierno. Nadie entiende que hagan declaraciones y hablen minutos y minutos sin hacer una condena de la violencia, y que no se solidaricen con las fuerzas de seguridad".

Grande-Marlaska ha definido la reunión con el 'conseller' Burch como "técnica, operativa". "Somos conscientes todos del grado de virulencia del vandalismo, coordinado, con una estrategia, con un mando. Los agentes pocas veces se han podido encontrar una violencia de estas características", ha referido.

Apelación de Buch

Buch ha comparecido antes que el ministro en la 'Conselleria' de Interior, coincidiendo en destacar que los causantes de disturbios son personas de perfil "antisistema, muy violentas y muy organizadas". "Desgraciadamente las imágenes de la violencia organizada han tapado al medio millón de personas que pacífica y cívicamente rechazaban la sentencia", ha añadido.

El 'conseller'  ha expresado "la confianza en los responsables de los dispositivos". "La violencia no es la herramienta para defender una idea democrática", ha sentenciado. Buch ha pedido que la convocatoria de una manifestación para este sábado por la tarde "sea radicalmente cívica, pacifica y democrática", Y que, "si hay incidentes, las personas se vayan".

Finalmente, también ha lanzado una apelación "a la responsabilidad de todos los políticos, no es el momento de hacer electoralismo".